Gastronomía & Cía Opciones
 

Arroz marinero con crema de espinacas

Arroz marinero con crema de espinacas

Hoy hemos disfrutado de un delicioso Arroz marinero con crema de espinacas, realmente estaba exquisito y aunque la idea la tomamos del libro Cocina Asequible de Fernando Canales, al final poco se parece la receta. Hemos añadido muchos sabores y el resultado ha sido genial.

La receta de arroz marinero es muy sencilla de hacer, toma la misma idea de elaboración del Arroz cremoso de coliflor y queso de oveja, añadimos una crema suave de espinacas para finalizar la cocción proporcionando un arroz meloso, un rape muy jugoso, los langostinos sabrosos… bueno, el plato en su conjunto ha sido un acierto.

Ingredientes (4 comensales)

  • 300 gramos de arroz de grano redondo
  • 8 langostinos
  • 1 calamar
  • 1 cola de rape
  • 2 chalotas
  • 1 guindilla verde (opcional)
  • hatcho miso (el tamaño de una avellana)
  • 2 centímetros de raíz de jengibre
  • 60 mililitros de vino blanco
  • 100 gramos de espinacas frescas
  • 50 mililitros de leche
  • 50 gramos de crème fraîche
  • aceite de jengibre (opcional)
  • aceite de oliva virgen extra
  • shichimi togarashi
  • sal.

Elaboración

Pela los langostinos y pon las cabezas y las cáscaras en una olla con unos 700 mililitros de agua y sal. Lleva a ebullición y cuece durante media hora aproximadamente. Después cuela el caldo o fumet resultante, si quieres potenciar el sabor tritura primero y después pasa por el chino.

Pon las espinacas previamente lavadas en un cazo con un poco de agua y sal, cuécelas durante 8-10 minutos, después pásalas con un poco de su caldo al vaso de la batidora, añade la leche y la crème fraîche y tritura hasta obtener una crema fina. Rectifica de sal si fuera necesario.

Pela y pica las chalotas, pica la guindilla, pela el jengibre y rállalo, trocea el calamar en daditos pequeños y el rape en trozos más grandes. Pon una paella al fuego con un poco de aceite de oliva y pocha las chalotas con el jengibre a fuego lento, antes de que empiecen a transparentar añade la guindilla, el calamar, sala ligeramente y agrega el vino y el miso, mezcla bien para que éste se disuelva y se integre. Cuando el vino se haya evaporado casi totalmente, incorpora el arroz y tuéstalo unos instantes, entonces añade el caldo de los langostinos y lleva a ebullición.

Arroz marinero con crema de espinacas

Cuando empiece a hervir, baja el fuego y deja cocer unos 12 minutos. Mientras tanto pon un poco de aceite de oliva en una sartén y marca el rape (salado al gusto) sin que llegue a hacerse totalmente. Después haz los langostinos a la plancha y resérvalos.

Cuando el arroz haya absorbido el caldo, añade el rape y la crema de espinacas, mezcla bien y deja cocer unos minutos más, vigilando que la crema se integre con el arroz y que el grano no se pase.

Emplatado

Sirve el Arroz marinero con crema de espinacas coronado con los langostinos que has hecho a la plancha, termina espolvoreando un poco de shichimi y con unas gotas de aceite de jengibre sobre los langostinos. ¡Buen provecho!

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (9 votos, media: 4,78 de 5)
Loading ... Loading ...

Ya hay 2 comentarios. ¿Quieres dejar el tuyo?

  • marta

    Habrá que probarlo, tiene una pinta estupenda!! Con los ingredientes que lleva tiene que estar buenísimo pero la verdad… esa combinación de colores… entra por los ojos aunque no tengas hambre!!!

  • Pepi

    Hola, he probado esta receta. Muy buena…
    Felicidades!!!

Dejar un Comentario

  Acepto la Política de Privacidad

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS:

Responsable: Gastronomía & Cía
Finalidad: Gestión de suscripciones al blog y moderación de comentarios
Legitimación: Consentimiento del interesado
Destinatarios: No se comunicarán los datos a terceros, salvo por una obligación legal.
Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.
Información adicional: Puede consultar la información detallada sobre la protección de datos aquí.