Masa de pizza con cerveza Guinness

Masa de pizza con cerveza Guinness

Muchas veces hacemos la masa de pizza con cerveza, otras tantas hacemos la masa de pizza crujiente con agua con gas, pero no hay que dejar de probar la Masa de pizza con cerveza Guinness. Con las cantidades que ponemos en esta receta, salen cuatro pizzas finas y crujientes de tamaño medio, que después podréis cubrir como más os guste, seguramente que el resultado os encantará.

Esta receta de masa de pizza proporciona un sabor particular muy agradable, aunque si queréis probar con otra marca de cerveza a la que le tengáis buen aprecio, también podéis hacerlo. Ya nos contaréis cuál es vuestra masa de pizza favorita.

Ingredientes

  • 450 gramos de harina de media fuerza
  • 10 gramos de levadura fresca
  • 220 gramos de cerveza Guinness
  • 5 gramos de sal
  • 1 gramos de azúcar
  • 15 gramos de aceite de oliva
  • 20 gramos de agua (si la demanda la masa).

Elaboración

Pon la harina en un cuenco y disuelve la levadura frotando con los dedos hasta que desaparezca. Añade la cerveza, el aceite, la sal y una pizca de azúcar y amasa. Si ves que le falta un poco de líquido, añade un poco de agua, la que demande la harina, debes obtener una masa elástica, fina, homogénea y apenas pegajosa.

Si utilizas una amasadora o la Thermomix, sigue las instrucciones habituales para hacer una masa de pan o de pizza. A continuación haz una bola con la masa y espolvorea sobre ella un poco de harina, cúbrela con un paño y deja fermentar.

Lo ideal es hacer la masa de pizza varias horas antes de hornearla, así que si quieres hacer pizza para cenar, ponte después de comer a elaborar la masa. Pero si no dispones de tiempo, puedes dejarla fermentar al menos una hora o hasta que doble su volumen.

Masa de pizza con cerveza Guinness

Llegado el momento de hacer las pizzas, enharina la superficie de trabajo y corta la masa en cuatro porciones. Estira cada una de ellas con el rodillo, al principio la masa puede estar tensa, pero sólo tienes que dejarla reposar cinco minutos y será más manejable. Una buena forma de estirarla cuando está tensa y sin necesidad de rodillo de cocina, es hacer como los pizzeros profesionales, poner la masa sobre los puños e ir dándole vueltas, va cediendo y va tomando bien la forma.

Después sólo te queda cubrir la masa de pizza con cerveza Guinness con los ingredientes que prefieras y hornear, una media hora aproximadamente a 200º C.

Si todavía no te has iniciado en la elaboración de masa de pizza casera, estamos seguros de que una vez que la pruebes, no volverás a comprarlas.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (26 votos, media: 5,00 de 5)
5 5 26
Loading ... Loading ...