Gastronomía & Cía Opciones

En croûte

En croûte

La descripción en croûte es, como se puede deducir fácilmente, fruto de la cocina francesa, su traducción sería ‘en costra’, por lo tanto, es la coletilla que acompaña en el nombre de una elaboración que puede tener distintos ingredientes principales como relleno. Quizá el más popular es el Pâté en croûte (Paté en costra), se trata de un paté, habitualmente una terrina, envuelta en hojaldre o masa brisa (a veces también con masa escaldada) y hecha al horno.

El resultado de este Pâté en croûte es una corteza crujiente que esconde en su interior una elaboración sabrosa y jugosa. El término o descripción en croûte no se ciñe a la elaboración del paté, seguramente en más de una ocasión habéis degustado un plato con la misma técnica de elaboración, pero descrito de otro modo.

En croûté se elaboran distintas materias primas o productos, desde los mencionados patés, a pescados, carnes… si seguimos hablando de las elaboraciones más populares con esta técnica de envolver con masa de hojaldre o brisa, podemos mencionar el salmón en croûte o el popular Solomillo Wellington (Croûte Boeuf), que además del solomillo tiene un relleno (cubriendo la carne) de duxelles.

Casi cualquier alimento puede elaborarse en croûte, tanto en elaboraciones saladas como dulces, basta con tener la posibilidad de envolver con la masa de hojaldre y hornear. Resultan deliciosas las verduras en costra, los quesos fundentes, las frutas (mejor las que expulsan menos agua durante el horneado para que no se reblandezca la masa)… Las elaboraciones en costra pueden tener distintas formas y tamaños, si por ejemplo, se hace una terrina de paté en costra o un solomillo Wellington tradicional, después se cortará en porciones para servir a los comensales. Pero también se pueden hornear directamente raciones individuales.

Es muy habitual que este tipo de recetas se elaboren para comidas festivas, tanto es así que se crean distintos motivos decorativos con el mismo hojaldre para mostrar a los comensales un atractivo plato. Dependiendo de la elección de la receta, puede servirse como aperitivo, entrante o plato principal.

A ver qué os parece el salmón en costra de Gordon Ramsay:

¿Os animáis a probarlo?, nosotros no tardaremos en hacerlo, hay muchas posibilidades de relleno para este salmón, esperamos que os guste la propuesta.

Foto | Cyclonebill

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (17 votos, media: 4,76 de 5)
Loading ... Loading ...

Ya hay 4 comentarios. ¿Quieres dejar el tuyo?

  • yo ya sabéis que todo lo que sea «encerrar» comida me encanta, así que seguro que lo pruebo 🙂

  • Cocinitas

    A mi también me encanta encostrar, sobre todo carne. Tras visionar el video de Gordon Ramsay, me surge una pregunta: ¿En qué consistía el relleno que tenía el salmón y que se ve claramente al comienzo? No lo explica. Quizás sólo eneldo, pero me parece que lleva más «chicha» ¿Alguien lo sabe?

  • Paloma

    Yo lo hago relleno de espinacas con bacon y piñones ligados con un poco de bechamel. Si lo cortas en rodajas queda muy bien para un aperitivo

  • ElCocinillas

    No sé de dónde lo saqué en su día, pero aquí va la que tengo en mi recetario de krecipes, incluyendo la «chicha»:

    ====
    Salmon en Croûte

    350g Lomo de salmón
    1 Cucharada Harina
    100 ml Leche
    250 ml Nata
    1 Yema de huevo
    1 lámina Masa de hojaldre
    1 Limón
    150 g mantequilla
    Sal
    Pimienta blanca

    Instrucciones:

    Quitamos las pocas espinas que suele tener el salmón, y la piel que pudiera tener.
    Para facilitar la tarea para después, mezclaremos la leche y la nata en un recipiente, y lo reservamos.

    En una sartén, fundimos la mantequilla, y añadimos la harina, que mezclaremos asegurándonos de que no quedan grumos, y rehogamos durante 2-3 minutos.
    Posteriormente, añadiremos poco a poco, según mezclamos, la leche y nata que teníamos reservado en un recipiente.
    Llevamos la mezcla a ebullición a fuego muy suave, y removiendo contínuamente. Sazonamos con la sal, pimienta, y echamos un chorrito de zumo de limón. Veremos que espesa bastante fácil. Apagamos el fuego, y dejamos enfriar.
    Extendemos los trozos de masa de hojaldre en papel para horno, colocamos los trozos de salmón, y los cubrimos completamente con la salsa que hemos elaborado previamente. Cerramos el hojaldre como un sobre (se pueden cerrar los bordes con un tenedor), y lo metemos en el frigo durante 30 minutos.
    Algo antes de este tiempo, aprovechamos para precalentar el horno a 200ºC.
    Sacamos los «sobres» del horno, y los pintamos con la yema de huevo batida.
    Se mete al horno, hasta que el hojaldre se vea doradito.
    Rico-rico

    ====

    Espero que os sirva. A mí me supo bastante bien.

Dejar un Comentario

  Acepto la Política de Privacidad

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS:

Responsable: Gastronomía & Cía
Finalidad: Gestión de suscripciones al blog y moderación de comentarios
Legitimación: Consentimiento del interesado
Destinatarios: No se comunicarán los datos a terceros, salvo por una obligación legal.
Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.
Información adicional: Puede consultar la información detallada sobre la protección de datos aquí.