Premio a la mentira publicitaria más insolente 2011

Milchschnitte de Ferrero

Ya sabemos a quién ha concedido el Premio a la mentira publicitaria más insolente 2011 la asociación alemana Foodwatch, asociación sin ánimo de lucro que defiende los derechos e intereses de los consumidores y de la que ya hablamos en el post Premio a la mentira publicitaria más insolente. El premio se le ha concedido a los denominados sándwiches de leche o Milchschnitte de Ferrero, marca que comercializa los huevos Kinder, los bombones Mon Cheri o el Kinder Bueno entre otros productos.

De los 117.000 consumidores que han participado en la votación online para designar al ganador del Premio a la mentira publicitaria más insolente, un 43’5% votaron al producto de Ferrero que, a pesar de que se anuncia como un snack light, contiene un 60% de materia grasa y azúcar, algo que hace que se compare con el aporte calórico de un trozo de tarta de chocolate, de hecho, y según se muestra en el vídeo de los candidatos que optaban al premio y que podéis ver a continuación, la cantidad de azúcar y grasa es superior al de una tarta.

La respuesta de Ferrero no se ha hecho esperar, la empresa indica que no se siente ofendida por el galardón, pero tampoco lo va a aceptar, ya que la información es un bulo y su publicidad no es en absoluto engañosa. Pero Foodwatch ha formulado una serie de preguntas a Ferrero y no ha obtenido ninguna contestación, la asociación indica que el silencio ya es en sí una respuesta, suponemos que quiere decir que el que calla otorga. En la página oficial de Foodwach podéis consultar todos los productos que en principio estaban nominados al premio a la mentira publicitaria más insolente 2011.

En Marketing News hemos podido saber que los cinco finalistas que se posicionaron y que se disputaban la medalla de oro eran los productos que aparecen en el vídeo, Storck con sus caramelos Nimm2, los pepinillos de Kühne, las salchichas Ferdi fuchs del grupo Stockmeyer y repetía de nuevo la marca Danone con su producto Activia (recordemos que ganó el premio del 2009 con Actimel). El último nominado y finalmente merecedor del premio según votación popular, el Milchschnitte de Ferrero.

Destacamos las líneas de la carta de Foodwatch sobre el premio, los consumidores han decidido galardonar al producto Milchschnitte como mentira publicitaria más descarada del año y con razón, la publicidad es tan engañosa que merece ser un producto digno sucesor de los galardonados de ediciones anteriores, Zott Monte o el yogur probiótico Actimel. Parece ser que el premio gana cada año mayor participación y popularidad, en el 2009 participaron unos 35.000 votantes, en la presente edición nada menos que 117.000.

Puedes conocer todos los detalles de la noticia a través de la publicación digital de Foodwatch.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (84 votos, media: 4,81 de 5)
4.81 5 84
Loading ... Loading ...