Gastronomía & Cía Opciones
 

Panna cotta de lima y cardamomo

Panna cotta de lima y cardamomo

La Panna cotta de lima es como podéis imaginar, refrescante a la vez que aromática, el cardamomo es una especia con mucha personalidad, es muy apreciada por sus cualidades, el amplio uso que se le puede dar en la cocina, es muy utilizada en la gastronomía india y asiática entre otras, incluyéndose en bebidas, currys, arroces, guisos, encurtidos…

Es además una especia que facilita la digestión, por lo que no dudéis en preparar esta Panna cotta de lima y cardamomo para finalizar un menú de celebración, vuestros comensales disfrutarán de un postre goloso, nutritivo, refrescante y natural.

Ingredientes

  • 300 gramos de leche
  • 300 gramos de nata 35% M.G.
  • 140-160 gramos de azúcar
  • la piel de una lima
  • 10 vainas de cardamomo verde
  • 1 gramo de agar agar (o el equivalente en hojas de gelatina, consultar el envase del fabricante).

Elaboración

Pon en un cazo la leche, la nata, el azúcar, la piel de lima y las vainas de cardamomo abiertas, puedes abrirlas una a una con las manos o ponerlas en el mortero y darles unos golpes ligeros. Calienta a fuego medio y mueve con una espátula de vez en cuando.

Cuando la lecha y la nata entren en ebullición, incorpora el agar agar (o las hojas de gelatina que habrán estado en remojo previamente) y mezcla muy bien con las varillas, deja cocer a fuego lento durante un minuto, entonces apaga y retira del fuego. Deja reposar unos diez o quince minutos en infusión.

Panna cotta de lima y cardamomo

Pasado este tiempo, cuela el preparado y pásalo a una jarra (u otro recipiente) en la que puedes dejar unos minutos más para que pierda las posibles burbujas. También puedes verter la panna cotta directamente en los moldes después de colarla. Deja enfriar a temperatura ambiente.

Si has utilizado agar agar (con las hojas de gelatina necesita más frío y tiempo) habrá cuajado al enfriarse a temperatura ambiente, igualmente tapa la panna cotta con film transparente y déjala reposar en el frigorífico para servirla bien fresca.

Emplatado

Desmolda la Panna cotta con lima y cardamomo o sírvela en los vasitos, flaneras, ramequines… que hayas utilizado para su elaboración. Puedes decorarlas con unas virutas de chocolate negro, con leche o blanco, que estén crujientes, la combinación de sabores le va muy bien. ¡Buen provecho!

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (43 votos, media: 4,49 de 5)
Loading ... Loading ...

Ya hay 5 comentarios. ¿Quieres dejar el tuyo?

  • ElCocinillas

    Me apunto la receta, pero no sé por qué me da que no voy a encontrar vainas de cardamomo por la zona… Alguien más que viva por el Pais Vasco me puede dar referencias de dónde suele ir a comprar estas vainas de cardamomo verde y otros productos similares «deli»?

    Es que ni en la sección deli del corte inglés suelo encontrarlos. Como no me vaya hasta Madrid capital de compras cada fin de semaana….

    Parece mentira que con tanto restaurante de lujo que tenemos por la zona, muchas especies y productos sean tan difíciles de encontrar, hasta en las tiendas más «especialillas».

  • En el Club del Gourmet del C.I. deben tener las de Onena ElCocinillas, de todas formas, concreta un poco más la zona que preguntaremos en Twitter a ver si podemos ayudarte a encontrar el cardamomo 🙂 Tienes que probar esta panna cotta que está de vicio!!

  • El Cocinillas

    Buenas VelSid, gracias! Primero por tu comentario, acabo de verlo. Efectivamente, venden cardamomo verde en los club gourmet de C.I. tanto de Bilbao como de Eibar.

    Y segundo por la receta, que es sinceramente, excelente. Sencillo y sabroso al mismo tiempo.

    Lo que no sé es si la textura que obtuve era la que se esperaba. La mía era bastante ligera. Bastante más ligera que un flan. yo hubiera añadido algo más de agar-agar.

    Aunque es difícil pesar tan pocas cantidades de agar-agar. Las básculas, aunque prometen medir 1g de resolución, si vas añadiendo cantidades muy pequeñas, muchas veces suelen fallar en la medida.

    En mi caso, echando una cucharilla de café, me medía aprox. 2g
    Echando medias cucharillas, llegué a echarle 5 antes de que me marcara 1g.
    Posterior pasé esta cantidad a otra taza, y me marcó 5g…

    Vamos, que donde estén las cc, cp, cs,… que se quiten las básculas ;))

    Te aseguro que esta receta la repito!

  • javier

    Es conveniente emulsionar primero la corteza de la lima con leche dejar enfriar y añadir la nata. La proporcion de gelatina en vez de agar-agar será de 7’2 grms.
    Bon appétit!

  • Fredda

    Hola…! Vivo en Getxo y en todas las herboristerias tienen… Incluso las puedes encargar…
    Un saludo

Dejar un Comentario

  Acepto la Política de Privacidad

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS:

Responsable: Gastronomía & Cía
Finalidad: Gestión de suscripciones al blog y moderación de comentarios
Legitimación: Consentimiento del interesado
Destinatarios: No se comunicarán los datos a terceros, salvo por una obligación legal.
Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.
Información adicional: Puede consultar la información detallada sobre la protección de datos aquí.