Hoy Cocinas Tú: Ternasco de Aragón asado con patatas

Hoy Cocinas Tú

Esta receta de Ternasco de Aragón asado con patatas es de las que te deja sin palabras, por eso os dejamos con la explicación o presentación de su autora, Beatriz, del blog Sin salir de mi cocina, que comparte una de sus recetas de Navidad de más éxito, en vuestra sección de recetas Hoy Cocinas Tú para que vayamos tomando nota, y en ello estamos…

“Una receta tradicional donde las haya, al menos en Aragón. Un ternasco es un cordero menor de 3 meses y no más de 12 ó 13 kg de peso, alimentado con leche materna durante los primeros 45 días de vida. Asado en el horno lentamente es una de las carnes más tiernas que podemos preparar y muy saludable por su bajo contenido en colesterol y alto en proteínas y vitaminas. Yo lo preparo como mi suegra, con apenas unos ingredientes básicos y queda buenísimo: agua, limón, sal, aceite y ajo y lo acompaño de patatas. Se le puede añadir vino, coñac, cerveza y también caldo de carne pero a mí como más me gusta es así, sencillo y con sabor sólo a la carne.”

Ingredientes (4 comensales)

  • 1 paletilla de ternasco (cordero)
  • 1 cabeza de ajos
  • perejil
  • aceite de oliva virgen extra
  • patatas (las necesarias para cubrir la bandeja que vaya al horno)
  • sal
  • manteca de cerdo (opcional, he puesto aceite de oliva virgen extra y agua sola o el zumo de un limón y su corteza en un litro de agua (para regar el asado)).

Elaboración

Precalentar el horno a 200º C. Pelar los dientes de ajo y cortarlos por la mitad pero no a lo largo (se queman menos). Cubrir la bandeja del horno con patatas peladas y cortadas en rodajas, repartir unos trozos de ajo. Salar y regar bien con aceite de oliva virgen.

Preparar la paletilla que debe estar marcada con unos cortes: salar y poner unos dientes de ajo de los que tenemos preparados entre los cortes. Untarla de manteca o aceite de oliva virgen. Poner por encima de las patatas el ternasco preparado (si no se pone manteca ponerla sobre las patatas y regar bien con aceite).

Introducir en el horno a 200º C durante unos 20-30 minutos para que se cocine el conjunto. En cuanto veamos que se ha tostado la carne un poco, le daremos la vuelta y seguiremos dorando por el otro lado. Pasado ese tiempo, abrir el horno y echarle agua abundante (o agua con limón) sin llegar a cubrir las patatas. Dejar asar durante unos minutos a 200º C (10 ó 15 minutos) para luego bajar el fuego a 160ºC hasta terminar. Conforme se va evaporando el agua hay que volver a echar calculando que la última media hora debe dejarse evaporar. Yo he llegado a tenerlo en el horno unas 3 horas y media, quedando así la carne tierna y bien separada del hueso.

Se trata de que se tueste un poco primero para luego asarse despacio. Si el ternasco se asa despacio, por ejemplo a 160º C durante 3 o 4 horas, quedará más tierno y gelatinoso que si lo asamos en hora y media a 180º-190º C. Así pues, los tiempos son aproximados. Nunca debe quedarse sin agua mientras se asa, salvo como he dicho, los últimos 20 o 30 minutos. No obstante es cuestión de ir viendo cómo va cocinándose. Si se le quiere poner coñac o vino ponerlo la última vez que lo regamos con el agua.

Aparte, hacer una majada con unos dientes de ajo picados, sal y perejil picado. Poner aceite en el mortero y mezclar bien.

Emplatado

Para servir el Ternasco asado con patatas, poner un poco del aceite de la majada en el fondo del plato, colocar una porción de carne y acompañar de patatas. Pintar la carne y patatas con el aceite de la majada y servir con un buen vino.

Beatriz
Sin salir de mi cocina

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (54 votos, media: 4,31 de 5)
4.31 5 54
Loading ... Loading ...