Gastronomía & Cía Opciones

Quinoa con calabacín y nueces

Receta de quinoa, bulgur, calabacín y nueces con mantequilla avellana (beurre noisette), elaboración paso a paso de un plato muy fácil de hacer, nutritivo y saludable.

Quinoa con calabacín y nueces

Además de quinoa blanca y negra, en este plato interviene el bulgur, es una rica combinación que compramos así preparada, pero se puede hacer simplemente con el pseudocereal que como sabéis, es muy apreciado por sus propiedades nutricionales. Además es muy fácil de combinar con distintos ingredientes, igual que sucede por ejemplo con la pasta o el arroz. El consumo de quinoa está aumentando ¿recordáis que este es el Año de la Quinua?, pues si buscáis propuestas para introducir este alimento en vuestra dieta, podéis probar esta receta de Quinoa con calabacín y nueces.

Uno de los ingredientes que más sabor aporta a esta receta de quinoa, y que no se ve, es la mantequilla avellana o beurre noisette, proporciona un rico sabor a frutos secos, casi a caramelo, resulta una delicia, pero si no quisierais consumir mantequilla, podéis sustituirla por aceite de oliva virgen extra.

Ingredientes (4 comensales)

  • 200 gramos de quinoa (hemos utilizado combinación de quinoa negra, blanca y bulgur)
  • 100 gramos de mantequilla
  • 1 calabacín
  • 3 rabanitos
  • 8 nueces
  • cebollino
  • sal
  • aceite de oliva virgen extra.

Elaboración

Pon en un cazo con agua y sal, y cuece la quinoa hasta que esté en su punto, mira el tiempo de cocción en las indicaciones del paquete. Mientras tanto, prepara la beurre noisette o mantequilla avellana, ponla en un cazo y fúndela a fuego moderado, retira la espuma de la superficie y deja que tome un poco de color, en el post Beurre noisette explicamos más sobre esta preparación.

Lava el calabacín y córtalo en daditos, lava los rabanitos y córtalos en finas rodajas. Pon una plancha o sartén amplia a calentar con un poco de aceite de oliva virgen extra y saltea el calabacín y los rabanitos, brevemente, que mantengan una textura tersa. Puedes añadir sal al gusto (moderadamente).

En una sartén sin engrasar, tuesta las nueces a baja temperatura para que se hagan homogéneamente, ve moviéndolas para ayudarlas.

Quinoa con calabacín y nueces

Cuando la quinoa esté hecha, escúrrela si hubiera quedado con agua y aderézala con la mantequilla avellana, reserva un poco para aderezar al finalizar el emplatado, de todas formas no es necesario gastar toda, aderezar al gusto.

Emplatado

Sirve en los platos la quinoa con mantequilla avellana, coloca en el centro el calabacín y rodea con las rodajas de rábano, corona con las nueces y termina aderezando con la mantequilla avellana reservada y con cebollino recién picado. ¡Buen provecho!

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (5 votos, media: 4,80 de 5)
Loading ... Loading ...

Ya hay 1 comentarios. ¿Quieres dejar el tuyo?

  • Enrique Belazco

    Definitivamente hay varios tipos de granos ricos en diversas vitaminas y otros componentes que alimentan nuestro cuerpo de manera adecuada, no solo los granos, también frutas, hierbas, frutos secos y algunos otros derivados de la naturaleza, en este caso en quinao es excelente y mas cuando se sabe preparar como en recetas de este tipo. En esta pagina pude enterarme de que este grano es buenísimo para personas que no pueden consumir gluten y azúcar, entonces una buena receta como esta seria excelente para una persona diabetes. Que excelente son los derivados de la naturaleza.

Dejar un Comentario

  Acepto la Política de Privacidad

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS:

Responsable: Gastronomía & Cía
Finalidad: Gestión de suscripciones al blog y moderación de comentarios
Legitimación: Consentimiento del interesado
Destinatarios: No se comunicarán los datos a terceros, salvo por una obligación legal.
Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.
Información adicional: Puede consultar la información detallada sobre la protección de datos aquí.