Gastronomía & Cía Opciones

¿Premio Mundial de Alimentación a Monsanto?

Monsanto ha sido galardonada con el Premio Mundial de Alimentación 2013 otorgado por World Food Price. Se considera un premio de gran reconocimiento, pero este año ha levantado polémica.

Premio de Alimentación a las empresas biotecnológicas

El Premio Mundial de Alimentación (World Food Price) es uno de los galardones que reconocen la labor y logros de aquellas personas que trabajan para mejorar la calidad, la disponibilidad o el incremento de la producción alimentaria, se reconoce cualquier campo que esté implicado en la alimentación, sea tecnología, comercialización, ciencias sociales, política, etc. Pues bien, este año se le ha otorgado el Premio Mundial de Alimentación a Monsanto, concretamente a Robert Fraley, vicepresidente ejecutivo y director tecnológico de la compañía, hay que decir que el premio también lo han recibido otras dos empresas dedicadas al mundo de la biotecnología.

Lo de reconocer a Monsanto con este premio de alimentación parece que no ha sentado nada bien a quienes luchan contra el hambre y defienden la no utilización de alimentos transgénicos. El premio es un reconocimiento a la contribución de estas empresas en la cadena de suministros de alimentos nutritivos y sostenibles, algo que evidentemente ponen en duda muchas organizaciones que se oponen a los alimentos modificados genéticamente. Entre otros argumentos para vetar este premio, los opositores explican que tras 20 años de comercialización de alimentos transgénicos, los únicos que se han enriquecido verdaderamente han sido las empresas, los agricultores han tenido y tienen problemas con estos cultivos, están sometidos a los dictámenes de estas empresas. Las únicas propiedades que tienen sus alimentos son resistir la acción de un herbicida y generar un insecticida para acabar con una plaga, claro, que estas cualidades ya están desapareciendo.

Para los que se sienten indignados por el reconocimiento del Premio Mundial de Alimentación 2013 otorgado a Monsanto, sus semillas transgénicas no cumplen el cometido y finalidad del premio, por un lado esta tecnología está fallando, los insectos son más resistentes, pero también las malas hierbas han desarrollado resistencia, ahora presentes en la mitad de los cultivos estadounidenses sin que haga efecto su conocido herbicida Roundup cuyo principal componente activo es el glifosato, de ello hablábamos en el post Monsanto es un gigante con pies de barro. También se cuestiona lo sostenibles que pueden llegar a ser los alimentos que desarrollan empresas como Monsanto o Syngenta.

Quienes se sienten indignados por el premio que han recibido estas empresas, manifiestan que especialmente los más afectados por sus productos son los países más desfavorecidos, al hambre y la escasez hay que sumar la dependencia que tienen los agricultores de las semillas, productos fitosanitarios y otras herramientas que se utilizan en los cultivos transgénicos. Ponen como ejemplo el caso dramático de la India, muchos agricultores estaban endeudados con las compañías biotecnológicas y al no poder hacer frente a los pagos se suicidaban, de ello hablábamos en el post Consecuencias del cultivo de transgénicos en los países en vías de desarrollo.

Alimentos transgénicos en el mundo

Se considera que el Premio Mundial de Alimentación comunica una falsa conexión entre los organismos modificados genéticamente y las soluciones contra la degradación de la agricultura y el hambre, pero también desvía la atención de las verdaderas soluciones sostenibles, como los enfoques agroecológicos. Hablando de sostenibilidad y según leemos en Grist, los transgénicos no reducen la dependencia que tiene el sector agrícola en los combustibles fósiles o el agua, en cambio sí contribuyen a que los recursos naturales sean más escasos y costosos.

Varios estudios muestran que los alimentos transgénicos no son tan productivos, recordemos las palabras de Pere Arús, investigador agroalimentario del IRTA, nos explicaba que el maíz transgénico es hasta un 15% más productivo, especialmente en aquellas zonas donde existe taladro. Sin embargo, reconoce que en aquellos campos de cultivo donde no hay plaga de taladro, los alimentos transgénicos no son más productivos.

En el artículo de Grist nos hablan también de los estudios que se han desarrollado sobre la productividad y la capacidad de recuperación que ofrecen los sistemas agroecológicos, especialmente en condiciones meteorológicas extremas. Los métodos de producción ecológica superan en rendimiento a la producción intensiva de transgénicos en época de sequía, según este estudio, son hasta un 31% más productivos. Otros beneficios a destacar, los cultivos ecológicos pueden utilizar hasta un 45% menos de energía y producen hasta el 40% menos de gases de efecto invernadero, recordemos que incluso la ONU ha aconsejado la ecoagricultura como una opción más acertada, saludable, respetuosa con el medio ambiente y además muy rentable, al menos así lo declaraba Olivier De Schutter, Relator Especial sobre el derecho a la alimentación de esta organización.

20 años de transgénicos y el hambre en el mundo se mantiene e incrementa, igual que la pobreza y la desigualdad, la biotecnología no tiene en cuenta estos problemas a pesar de que en principio se ofrecían los alimentos transgénicos como una solución a todos estos males. Una tecnología como la ingeniería genética de los alimentos ha sido desarrollada y está siendo controlada por unas pocas empresas que logran concentrar más poder sobre el sistema alimentario. En el caso de Estados Unidos, hasta un 90% de la soja que se cultiva en el país es transgénica, si hablamos de maíz o algodón, el 80% de los cultivos se producen a partir de las semillas de Monsanto, lo que muestra su dominio del mercado.

Se dice mucho más, quienes se sienten indignados por el premio, indican que este año el reconocimiento no armoniza con la opinión de la comunidad internacional, es una ofensa al creciente consenso internacional sobre las prácticas agrícolas ecológicas seguras que han sido testadas eficazmente para promover la alimentación y la sostenibilidad, muchos gobiernos están en contra de los alimentos modificados genéticamente y en países cuna como Estados Unidos, la convicción contra los transgénicos crece día a día. Para finalizar, hay que decir que 81 Consejeros del World Future Council (Consejo Mundial del Futuro) manifiestan que el galardón del Premio Mundial de Alimentación 2013 concedido a Monsanto, traiciona los principios y parámetros bajo los que se concede.

Foto | Nupur Das Gupta

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos, media: 5,00 de 5)
Loading ... Loading ...

Ya hay 12 comentarios. ¿Quieres dejar el tuyo?

  • Es lamentable que, de una parte, se siga confundiendo la tecnología transgénica a Monsanto y Syngenta, arrojando dudas sobre todo el trabajo de la biotecnología que se realiza en instituciones independientes.

    Pero más lamentable es que sigan haciéndose acusaciones a los transgénicos sin ninguna base científica. Los agricultores se han beneficiado de los transgénicos de modo demostrable (http://www.plosone.org/article/info%3Adoi%2F10.1371%2Fjournal.pone.0064879). No es verdad que los únicos transgénicos sean los que producen sus propios insecticidas (que ya significa lanzar menos pesticidas al medio ambiente, lo cual no es malo aunque lo haga una empresa odiada), pero esta visión ayuda a que se rechacen avances como el arroz dorado (de licencia libre, no patentado) o el maíz multivitamínico (http://www.pnas.org/content/early/2009/04/27/0901412106.abstract?sid=24c40170-11c6-417b-b25b-dba9a8cf07fb).

    El pánico y la confusión, las acusaciones sin bases en estudios científicos sólidos, el odio a la tecnología propio del New Age, no son la mejor forma de analizar un tema así de complejo y cuyas implicaciones para la vida humana son tan profundas. Más ciencia y menos políticos y activistas profesionales desinformados.

  • Mauricio, nosotros somos de la opinión que la biotecnología es beneficiosa, pruebas al respecto existen muchas, por ejemplo el desarrollo de un maíz transgénico supervitaminado, unos tomates o patatas que mediante modificación y utilizando genes de la misma especie se ha logrado mejorar sus cualidades organolépticas, su rentabilidad, etc.

    El caso es que las citadas compañías biotecnológicas se centran más en la producción y la rentabilidad, dejando otras cuestiones tan importantes como la calidad o la salubridad. Según el citado artículo que hemos tomado como referencia, precisamente se ataca la actuación de estas empresas que ensombrecen el buen hacer de otros investigadores en este campo. Por otro lado, hablas de que su uso significa el uso de menos insecticidas, eso era antes, ahora gracias a la resistencia generada por los insectos y malas hierbas, los agricultores se ven obligados a utilizar de nuevo los insecticidas y otros productos fitosanitarios de antaño en los cultivos transgénicos.

    Post a tener en cuenta:

    https://gastronomiaycia.republica.com/2011/09/01/los-insectos-han-desarrollado-resistencia-al-maiz-transgenico/

    https://gastronomiaycia.republica.com/2013/06/14/cada-vez-mas-insectos-desarrollan-resistencia-a-los-transgenicos/

    https://gastronomiaycia.republica.com/2013/05/24/los-beneficios-del-maiz-transgenico-desaparecen/

    https://gastronomiaycia.republica.com/2012/06/05/refugios-para-frenar-la-resistencia-de-los-insectos-al-maiz-transgenico/

    No creemos que se confunda la tecnología biotecnológica con la que desarrollan empresas como Monsanto, de hecho las críticas no son generalistas, sólo se centran en estas compañías. De acuerdo, más ciencia «en manos de investigadores independientes», menos política y activistas desinformados, pero de ambas partes, de quienes están a favor y en contra.

    Gracias por tus comentarios.

  • No pretendo entrar en polémicas. Pero cualquier pesticida o antibiótico provoca una presión de selección que favorece la aparición de especies resistentes. Atribuirle esto a los transgénicos es simpemente faltar a la verdad.

    Es evidente que al no ser agricultores, pueden despreciar la producción y la rentabilidad, pero para los agricultores es fundamental la productividad, por no decir que los transgénicos de alto rendimiento son la única esperanza para poder seguir alimentándonos sin aumentar brutalmente la superficie agrícola.

    Si tienen pruebas de que los productos transgénicos tienen problemas de salubridad y calidad, sería bueno ver los estudios y no sólo las acusaciones, que desorientan al lector. Y no estoy defendiendo las prácticas comerciales de ninguna empresa, pero negar públicamente que existe una estricta reglamentación para autorizar cultivos transgénicos en todo el mundo, y afirmar que hay problemas de sanidad es simplemente irresponsable.

    Curiosamente, ustedes han mostrado un gran interés en difundir mitos y falsedades del new age (como el de los suicidios de agricultores de la India a causa de los transgénicos, una mentira que aunque se repita mil veces sigue siéndolo

    Por último, yo no soy activista ni político, soy un periodista y ciudadano que exige que se tenga decencia informativa, equidad y se escriba con base en datos y no con base en la histeria irracional y anticientífica de grupos de presión política cuyos líderes, apoltronados en los países opulentos, quieren decidir por el Tercer Mundo con base en supersticiones y preconcepciones neocolonialistas. Estudios, datos, investigaciones bien contrastadas y nada más.

  • Amara

    Solo mirando el título me parece que el autor está dando una información bastante sesgada.
    El premio no ha sido concedido a Monsanto, sino a tres investigadores:
    El principal de ellos ni siquiera trabaja en Monsanto, sino en el Institute of Plant Biotechnology Outreach, Gante (Bélgica); otro en Monsanto y otro en Syngenta.

    ¿Por qué no se proporciona toda la información correctamente? ¿Por qué no se explican los motivos por los que se les ha concedido el premio? Quizá así, algunos podrían valorar su trabajo independientemente de dónde lo hayan realizado.

  • Bien Mauricio, por lo que se deduce no ha entrado a los artículos mencionados en el comentario anterior, en ellos encontrará fuentes como la Agencia Medioambieltal de Estados Unidos, la revista científica Nature Biotechnology y otras más. No es faltar a la verdad atribuir a los transgénicos el desarrollo de una resistencia superior a la que se desarrollan con otros productos fitosanitarios, los estudios ya se los hemos citado. Con respecto a los problemas de salubridad podemos citar los estudios a continuación (quizá tampoco le sirvan).

    http://www.i-sis.org.uk/FSAopenmeeting.php

    http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/21829470

    http://www.i-sis.org.uk/GMeggplant.php

    Lo cierto es que si busca en la red encontrará investigaciones y además de fuentes de referencia, aunque dice que es periodista y exige decencia en la información, da la impresión de que su postura sea más favorable ante los productos que desarrolla Monsanto, lo decimos porque si nosotros hemos encontrado algunos estudios, usted también puede 🙂 En todo caso, es algo que no nos importa, simplemente hemos transmitido como se sienten quienes están en contra de este tipo de alimentos desarrollados por Monsanto y la disconformidad de los 81 Consejeros del World Future Council (Consejo Mundial del Futuro) ante el galardón. Ya que es periodista, si tira del hilo, podrá comprobar que el World Food Price recibió bastantes millones de dólares de Monsanto, por lo que el premio concedido huele un poco, pero nosotros no vamos a entrar en este tema ya que se aleja un poco de nuestro propósito.

    No es la primera vez que un periodista por sus convicciones, principios u otras razones distorsiona la realidad, y no lo decimos por usted, pero seguro que es consciente de ello.

    Saludos

  • La información resulta sesgada cuando no se acceden a los apoyos oportunos (enlaces) un ejemplo es el World Food Prize, en su artículo se puede leer que efectivamente han sido galardonados tres científicos, se habla del reconocimiento por su labor para desarrollar alimentos resistentes a los insectos (como se muestra en el post, esto ya no es una realidad, le sugiero que siga los enlaces).

    Mejorar el rendimiento, otra cuestión discutible, tomamos como ejemplo las «palabras de Pere Arús, investigador agroalimentario del IRTA, nos explicaba que el maíz transgénico es hasta un 15% más productivo, especialmente en aquellas zonas donde existe taladro. Sin embargo, reconoce que en aquellos campos de cultivo donde no hay plaga de taladro, los alimentos transgénicos no son más productivos.», de nuevo, no está de más seguir el enlace.

    A esto añadimos los galardonados que trabajan para Monsanto o Syngenta, el premio puede socavar la credibilidad, sobre todo cuando sabemos que Monsanto ha contribuido con bastantes millones de dólares que esta organización ha recibido. Sobre la información, los enlaces sirven para que pueda ampliar, si tiene interés, no tiene más que seguirlos.

    Un saludo.

  • Amara

    He escrito un post sobre el World Food Price 2013, y como biotecnóloga, conozco bastante bien el trabajo de los científicos galardonados así como el impacto y la importancia que ha tenido en biotecnología agrícola. De Monsanto, de Mordor o del País de Nunca Jamás, considero que los tres, son merecedores. 🙂

    Gracias por los enlaces.

  • Bueno, es cuestión de opiniones, como ya hemos explicado, el tema ha generado mucha polémica, como biotecnóloga es lógico que crea que son merecedores, una persona contraria a Monsanto y sus políticas (lamentablemente afecta a los investigadores) no estará de acuerdo y cada parte argumenta sus razones. Gracias por los comentarios.

  • Amara

    Estoy de acuerdo, pero quiero dejar claro que yo estoy a favor de una tecnología, no de Monsanto ni de sus políticas.

    Gracias por dejarme comentar.

  • De hecho, tenemos que decir que nosotros también estamos a favor de la biotecnología, lo puedes leer en el primer comentario en el que contestamos a Mauricio, pero como tú, no estamos de acuerdo con Monsanto y sus políticas.

    Gracias a ti por compartir tus opiniones.

  • No abundaré porque suponer que defiendo a Monsanto es el tipo de ataques que no deberían tener lugar en una publicación seria, lo que falta es decir que Monsanto me paga. Defiendo los hechos y los estudios reales. Y defiendo la seriedad periodística porque con enfoques como el que ustedes favorecen, se ha conseguido, por ejemplo, impedir que el arroz dorado llegue a quienes debe llegar, con un coste humano aterrador que no he visto mencionar por aquí (http://charlatanes.blogspot.com.es/2011/01/morir-de-miedo-ajeno.html)

    Me dan tres enlaces. Dos son del ISS, una organización activista antitransgénica, ninguno de ellos publicado en una revista arbitrada por pares, y el único serio de Pubmed confirma lo que ya sabemos: los insecticidas crean presión de selección para la aparición de cepas resistentes, pero en ningún lugar concluye que los genes Bt en el maíz creen más resistencia que un uso igualmente intensivo del Bacillus turingensis. No sustenta la afirmación que hacen antes, pues. Y eso es grave.

    Si la respuesta a un lector que pide datos es «búscalos en la red», es exactamente la misma respuesta que dan los charlatanes que cuando se les piden evidencias para la quiropráctica o la presencia de extraterrestres. La carga de la prueba de la existencia de tales estudios corresponde a quienes afirman que existen, sin embargo, y a nadie más.

  • No, quizá no nos hemos expresado bien, no hablamos de que defienda a Monsanto, estamos con la defensa de los estudios reales. Por otro lado, se deja claro que el enfoque no es nuestro, nosotros tan sólo recordamos algunos artículos que si tienen base científica y que se pueden atribuir como razones para no dar el premio. La respuesta no es búscalos en la red, pero no se puede pretender que se publique un compendio sobre el tema. Nos queda claro que no defiende a Monsanto, pero ¿defiende sus alimentos transgénicos? En fin, creo que no nos vamos a entender, gracias por los comentarios.

Dejar un Comentario

  Acepto la Política de Privacidad

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS:

Responsable: Gastronomía & Cía
Finalidad: Gestión de suscripciones al blog y moderación de comentarios
Legitimación: Consentimiento del interesado
Destinatarios: No se comunicarán los datos a terceros, salvo por una obligación legal.
Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.
Información adicional: Puede consultar la información detallada sobre la protección de datos aquí.