El Panel de Consumo Alimentario en el hogar. Agosto 2012 – Julio 2013

El Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente ha publicado el informe del Panel de Consumo Alimentario en el hogar desde agosto de 2012 a julio de 2013. La conclusión es que el consumo se mantiene, pero ha descendido la compra de alimentos más caros, sustituyéndolos por otros de la familia pero más baratos, sucede sobre todo con las carnes, con el aceite…

Que no nos engañen con titulares de esporádicas bonanzas como ‘El consumo alimentario en los hogares españoles crece un 5’9% en el mes de julio de 2013’. ¿Qué importancia tiene un mes, si durante los doce meses que tiene el año el consumo alimentario apenas se ha movido?, la cifra que hay que destacar es que desde agosto de 2012 a julio de 2013 el consumo alimentario ha aumentado un 0’3%, insignificante. Es el fruto de la mala situación económica del país, pero leyendo el informe sacamos conclusiones, algunas favorables para el consumidor.

Recordemos temas relacionados de los que ya hemos hablado, por ejemplo cómo afecta el precio de los alimentos en la compra, de esto hace ya un año, cuando Nielsen dio a conocer un informe sobre una encuesta realizada en 56 países de todo el mundo, concluyendo que efectivamente, el aumento del precio de los alimentos está modificando la cesta de la compra. Y esto beneficia a la población en algunos casos, por supuesto no en todos, por un lado sabemos que un aspecto positivo de la crisis es la recuperación de platos tradicionales, pero también sabemos que por culpa de la crisis hay muchos niños (y adultos) malnutridos.

El Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente ha publicado los datos del Panel de Consumo Alimentario en el hogar referente al consumo mantenido durante agosto de 2012 y julio de 2013. Los resultados son fruto de una muestra de 12.000 hogares elegidos al azar en dos etapas, en la primera se seleccionan los puntos de sondeo a razón del tamaño de las poblaciones para cada una de las regiones y en la segunda, los colaboradores en cada uno de los puntos elegidos. En cada hogar participante, disponen de un lector óptico y un catálogo de productos, y anotan las compras que realizan diariamente, la información queda registrada automáticamente.

El pretencioso o confuso titular que lanzan ya os lo hemos comentado, podéis verlo aquí, «el consumo de alimentos crece durante el mes de julio», pero hay que leer la letra pequeña, y lo cierto es que en el último año, el consumo alimentario en los hogares se ha mantenido casi estable, sólo se ha registrado un 0’3% de aumento, y considerando el volumen de la muestra de hogares analizados, poco relevante nos parece.

Varios factores podrían haber provocado ese aumento del consumo en el mes de julio, ¿quizá las vacaciones escolares y laborales, porque se hacen más comidas en el hogar y no en la escuela o en el restaurante que hay cerca del trabajo?, no tenemos la certeza, nos gustaría saber por qué destacan ese dato.

Tenemos acceso al informe mes a mes del Panel de Consumo Alimentario en los hogares, de agosto de 2012 a julio de 2013, podéis consultarlo aquí (Pdf). Pero vamos a destacar algunas de las tendencias de compra y consumo que se han experimentado en este periodo y que como comentábamos, son una muestra de que la crisis ha realizado cambios en los hábitos alimentarios de la población. La tendencia es clara, no se ha reducido el consumo de alimentos pero sí se eligen los más económicos.

Empezamos viendo algunas cifras causantes del titular de que el mes de julio ha sido próspero para el consumo alimentario, por ejemplo, el consumo de carne se mantiene, con un ligero ascenso de un 0’2% porque sigue aumentando el consumo de pollo (0’4%) y de carne de cerdo (0’6%), supliendo el descenso de la compra de vacuno (-4’6%) y ovino/caprino (-6’8%), aunque viendo las cifras no vemos la compensación…

El Panel de Consumo también muestra un ascenso en la venta de aceite, pero ojo, ha aumentado la compra de aceite de girasol y ha bajado la de aceite de oliva (ya ni se menciona el aceite de oliva virgen extra). El alimento que aumenta considerablemente sus cifras de consumo son los huevos, algo lógico conociendo sus propiedades nutricionales y que se trata de un alimento económico.

Centrémonos ahora en algunos datos del año móvil, es decir, en el consumo producido entre agosto de 2012 y julio de 2013, veremos resultados de los que hemos hablado anteriormente, como el aumento del consumo de pan y de los dulces envasados, si no leísteis esta noticia, os la recomendamos. Aunque el consumo ha sido bastante estable, también ha aumentado la compra de legumbres, más ligeramente ha crecido el de hortalizas frescas y patatas, se ha mantenido el de la leche y los derivados lácteos y ha descendido el consumo de frutas frescas.

Otro dato señalado en el resumen del Panel de Consumo de Alimentos en los Hogares es el aumento de las ventas de cerveza y sidra realizando una comparativa de los meses de julio de los dos años estudiados, está claro, nos hemos pasado el verano leyendo noticias que referenciaban que había descendido el consumo de bebidas en bares y otros establecimientos de hostelería, pero que había aumentado en los hogares.

Cuando echéis un vistazo al informe, ya nos comentaréis también algunas de vuestras concluiones, ¿os sorprenden algunos datos?

Foto | GregGavedon

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos, media: 5,00 de 5)
5 5 2
Loading ... Loading ...