Hoy Cocinas Tú: Mermelada de tomate y clavo de olor

Receta de mermelada de tomate casera, aromatizada con clavo de olor. Una mermelada elaborada con pectina natural que permite reducir la cantidad de azúcar que se incorpora, además de proporcionar la apreciada densidad y textura de la mermelada.

Hoy Cocinas Tú

Estamos en un excelente momento para hacer la Mermelada de tomate y clavo de olor que comparte en vuestra sección Hoy Cocinas Tú la autora del blog Al Calor del Horno, Begoña, de hecho, nosotros ya tenemos preparados los tomates para hacerla. Todavía disponemos de deliciosos tomates de verano, muy dulces y con el sabor que deben tener, y podemos extender su degustación unos meses más haciendo distintos tipos de conserva, como la mermelada de tomate, aunque no serán tomates frescos, sí serán buenos tomates y una golosa forma de saborearlos.

Nos parece muy interesante reducir la cantidad de azúcar que se incorpora a las frutas para hacer mermelada, hay distintos factores que lo permiten, uno de los principales es la pectina. Hay frutas que tienen más cantidad de pectina que otras, en cualquier caso, siempre se puede añadir la pectina que le falta a una fruta, ésta se puede comprar o que se puede hacer en casa a partir de manzanas o sus desechos. En la receta de mermelada de tomate de Bego hace uso de una ‘jalea de manzana’ o pectina de elaboración casera, pero ojo con la cantidad indicada, las comerciales tienen distintos niveles de gelificación.

Ingredientes

  • 3 kilos de tomates pera maduros (1'9 kilo limpios)
  • 540 gramos de azúcar
  • 400 gramos de jalea de manzana
  • zumo de 1 limón
  • 5 o 6 clavos de olor.

Elaboración

Además de preparar los ingredientes, necesitareis algunos materiales: tres botes de 250 ml de capacidad, y uno pequeñito, una cacerola con el fondo grueso, un cuchillo bien afilado, una báscula, un exprimidor, una cuchara, un cazo de servir pequeño, un plato para la pieles y una fuente amplia para macerar la mezcla.

Para empezar, pelar los tomates, abrirlos, quitar las semillas y cortar en pequeñas tiras. Mezclar con el azúcar y dejar macerar durante al menos una hora, para reblandecerlos.

Colocar el tomate en una olla con el fondo grueso, junto con la jalea de manzana, el zumo de un limón y los clavos, y mantener a fuego fuerte durante 30 minutos, para que reduzca rápido. No le quites el ojo de encima y remueve de vez en cuando, para que no se agarre.

Cuando haya reducido, bajar la temperatura del fuego y remover continuamente hasta que quede con la consistencia que deseamos. A mi, en esta ocasión me llevó otros 30 minutos y la mezcla llegó a la temperatura de 110º C.

Esterilizar los botes (poniéndolos a hervir, durante 12 minutos en mi caso, desde agua fría) junto con las tapas. Rellenar los botes templados con la mermelada de tomate caliente (para evitar que el cristal estalle por el calor) procurando no manchar los bordes del bote, tapar y dejar enfriar boca abajo durante 24 horas.

Bego
Al Calor del Horno

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (3 votos, media: 5,00 de 5)
5 5 3
Loading ... Loading ...