Receta de Tronco de Navidad

Cómo hacer un Tronco de Navidad (Bûche de Noël), receta paso a paso del Tronco de Navidad de chocolate, desde el bizcocho, pasando por el relleno y la cobertura, aromatizado ligeramente con un poco de ron. Un pastel de Navidad que aunque no es tradicional de nuestra gastronomía, es una delicia y es muy fácil de hacer.

Tronco de Navidad de chocolate

La tradición culinaria navideña de países de habla francesa (no sólo en Francia, también en Quebec, Bélgica o el Líbano entre otros) suelen culminar su comida de Navidad con el Bûche de Noël, un pastel relleno al que se le proporciona la forma de un tronco. El Tronco de Navidad es más fácil de hacer de lo que puede parecer, se trata de hacer un ‘brazo de gitano’ con un bizcocho genovés, el relleno y la cobertura, además de las decoraciones que se deseen.

Nuestro preferido es el Tronco de Navidad de chocolate, hacemos el bizcocho genovés de chocolate, el relleno de trufa y como no podía ser de otra forma, con una cobertura de chocolate ligeramente aromatizada con ron. Si os apetece disfrutar de un pastel navideño delicioso como este, sólo tenéis que tomar nota de la receta, preparar los ingredientes y seguir los pasos de la elaboración.

Ingredientes (8 comensales)

Para el bizcocho

  • 4 huevos (L)
  • 100 gramos de azúcar
  • 100 gramos de harina
  • 20 gramos de cacao puro en polvo
  • una pizca de sal.

Para el almíbar

  • 60 gramos de agua
  • 50 gramos de azúcar
  • 20 gramos de ron.

Para el relleno

  • 400 gramos de nata para montar
  • 200 gramos de chocolate para fundir.

Para la cobertura

  • 200 gramos de chocolate negro para fundir
  • 100 gramos de chocolate con leche para fundir
  • 75 gramos de mantequilla
  • 10 gramos de ron
  • 30 gramos de leche evaporada (o crema de leche).

Elaboración

En primer lugar elabora el bizcocho. Recuerda tener los huevos a temperatura ambiente para favorecer el batido y precalienta el horno a 180º C con calor arriba y abajo.

Pon los huevos en un cuenco y móntalos con las varillas eléctricas, hasta que doblen su volumen. Añade el azúcar, la pizca de sal y vuelve a batir. Incorpora la harina y el cacao tamizados mientras vas mezclando con las varillas con cuidado o con una espátula, con movimientos envolventes.

Vierte la masa de bizcocho en la bandeja del horno cubierta con papel vegetal procurando que quede bien extendida (no tiene que ocupar toda la bandeja), para obtener un rectángulo de bizcocho fino. Hornéalo durante 12 minutos y retíralo del horno. Dale la vuelta sobre otra hoja de papel vegetal o sobre un trapo limpio y enróllalo, estando caliente, para que tome la forma de brazo. De este modo quedará en el interior del tronco la parte más fea del bizcocho. Deja enfriar.

Mientras tanto, prepara el almíbar. Pon todos los ingredientes en un cazo y lleva a ebullición, deja hervir un minuto y apaga el fuego. Deja enfriar. Otra opción para mantener las propiedades y alcohol del ron es añadirlo después de hacer el sirope de azúcar.

Prepara el relleno, funde el chocolate al baño María o en el microondas, poniéndolo troceado y reservando menos de una tercera parte, en tiempos de 30 segundos y moviéndolo cada vez para que no se queme. Cuando casi se haya fundido al completo en el microondas, incorpora el chocolate reservado y mezcla con la espátula hasta que el calor del chocolate caliente lo funda también. Quedará brillante y habrá bajado de temperatura.

Monta la nata hasta que esté bien firme, entonces vierte 2/3 de ésta sobre el chocolate y mezcla enérgicamente para que se integre bien, incorpora el resto de nata y vuelve a mezclar. Cubre el recipiente con film transparente y deja reposar en el frigorífico una media hora.

Pasado este tiempo, extiende el bizcocho en la mesa de trabajo, emborráchalo con el almíbar de ron, puedes hacerlo con un pincel de cocina, y a continuación extiende el relleno dejando un margen en los bordes, se rellenarán al enrollar el bizcocho. Una vez relleno y enrollado, envuelto en el papel vegetal, deja reposar en el frigorífico.

Prepara la cobertura, puedes hacerlo en el microondas o al baño María, poniendo el chocolate troceado, la mantequilla cortada en dados, y añadiendo el ron y la leche evaporada. Igual que para fundir sólo el chocolate, si lo haces en el microondas hazlo en tiempos de 30 segundos y sin fundir el chocolate al completo en el microondas. Cuando se hayan fundido e integrado todos los ingredientes, obtendrás una crema ligera y brillante. Debes extenderla sobre el tronco antes de que se enfríe.

Tronco de Navidad de chocolate

Para dar forma al tronco navideño, primero corta los dos extremos del brazo relleno para que queden rectos, después corta un trocito de brazo realizando un corte oblicuo, será el que se coloque en el lateral. Coloca el bizcocho relleno en la bandeja de presentación cubierta con papel vegetal o papel de aluminio cortado en dos porciones, cubriendo los dos laterales (no el centro donde se posa el tronco) para que no se manche al cubrirlo con la ganache.

Une la ‘ramificación’ al tronco con un poco de cobertura, y continúa cubriendo el tronco con ayuda de una espátula de pastelería. No hace falta que quede muy liso, pues la idea es imitar la corteza de un tronco de árbol. Deja enfriar y secar en ambiente fresco, la ganache se endurecerá un poco, pero seguirá resultando cremosa. Se puede poner tanta como se desee para cubrir el tronco, si pones la justa para cubrirlo sobrará, con esta ganache puedes hacer trufas o bombones.

Si el tronco de Navidad no es para consumir el mismo día, cúbrelo bien para reservarlo en el frigorífico. Y recuerda retirar el papel que ha protegido la bandeja, y sacar el pastel una o dos horas antes de servirlo.

Puedes decorarlo con frutos rojos, con merengues (es muy habitual hacerlos con forma de setas), espolvoreando un poco de azúcar glas… Esta receta de Tronco de Navidad os va a hacer triunfar, así que a disfrutarlo y ¡buen provecho!

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (10 votos, media: 4,20 de 5)
4.2 5 10
Loading ... Loading ...