Rodaballo con bechamel de avellanas

Receta de rodaballo a la plancha con salsa bechamel (o soubise) de avellanas y coles de Bruselas. Elaboración paso a paso de un plato principal de pescado blanco muy fácil de hacer, puede prepararse con antelación la salsa y las coles de Bruselas, y tener los filetes de rodaballo listos para pasarlos por la plancha antes de servir, ideal para organizarse cuando tienes muchos invitados.

Receta de rodaballo con bechamel de avellana
El rodaballo es un pescado blanco que nos encanta, su carne es firme y muy sabrosa, y no necesita mucho para deleitar a los comensales, más que darle un buen punto de cocción. Nos gusta prepararlo a la plancha y para completar el plato, elaborar alguna salsa y guarnición. A ver qué os parece la propuesta de hoy, la receta de Rodaballo con bechamel de avellanas.

Es una receta muy fácil de hacer, una bechamel a la que incorporamos unas avellanas tostadas, una coles de Bruselas tiernas y bien marcadas en la plancha (se pueden sustituir por otra hortaliza, por unas setas…), y el rodaballo, sencillamente cocinado en la sartén, pero en su punto. Si se dispusiera de unas brasas para hacer el pescado, degustarlo sería casi como tocar el cielo. En fin, con nuestros recursos culinarios también podemos disfrutar de este Rodaballo con bechamel. tomad nota.

Ingredientes (4 comensales)

  • 1 rodaballo (de 1'7 kilos aprox.)
  • 8 coles de Bruselas
  • 60 gramos de caldo de ave
  • aceite de oliva virgen extra
  • sal.

Bechamel de avellanas

  • 1 c/s de aceite de oliva virgen extra
  • 1 c/s de mantequilla
  • 1/4 de cebolla blanca
  • 25 gramos de harina
  • 300 gramos de leche
  • c/n de nuez moscada
  • pimienta negra recién molida
  • 60 gramos de avellanas tostadas
  • c/n de perejil rizado
  • sal
  • sal de lima y pimentón.

Elaboración

El peso del pescado es en bruto, puedes pedir en la pescadería que te saquen los filetes o puedes hacerlo en casa. Si no lo has hecho nunca, puedes guiarte por el vídeo que muestra cómo sacar los filetes de un rodaballo.

Limpia las coles de Bruselas y córtalas por la mitad. Pon una sartén amplia con un poco de aceite de oliva virgen extra a calentar, marca las coles por los dos lados, dorándolas ligeramente y a continuación moja con el caldo y añade sal al gusto. Baja el fuego y tapa la sartén sin encajar la tapa, cuece a fuego lento hasta que estén un poco tiernas y el caldo se haya consumido.

Prepara la bechamel o soubise (pues lleva cebolla), pon en un cazo o sartén el aceite de oliva virgen extra y la mantequilla (se puede hacer sólo con mantequilla, incorpora la cebolla picada muy fina y deja que se haga hasta que esté transparente, entonces incorpora la harina y tuéstala, mantén a fuego bajo.

Rodaballo con bechamel de avellanas

Cuando la harina esté ligeramente tostada o haya perdido el olor a crudo, incorpora la leche poco a poco, a la vez que vas batiendo con la cuchara de madera o las varillas. Añade también la nuez moscada, pimienta negra y sal. Deja que llegue a hervir y baja el fuego, prosigue la cocción hasta que la salsa espese y esté fina, tan fina como permita la cebolla que has añadido. Puedes triturarla si lo deseas. Prueba la bechamel por si es necesario rectificar y finalmente añade las avellanas troceadas.

Unta los filetes de pescado con aceite de oliva virgen extra y pon una sartén a calentar, haz el rodaballo primero por el lado de la piel, hasta que esté tostada, añade una pizca de sal y dale la vuelta para hacerla por el otro lado, el tiempo de cocción dependerá del grosor de los filetes, pero por la parte sin piel se hará en un minuto o poco más.

Emplatado

Sirve los lomos de rodaballo acompañados de las coles de Bruselas y napados con la bechamel de avellanas. Termina con unas hojas de perejil y un poco de sal de lima y pimentón. ¡Buen provecho!

Abreviaturas
c/s = Cuchara sopera
c/p = Cuchara de postre
c/c = Cuchara de café
c/n = Cantidad necesaria

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos, media: 5,00 de 5)
5 5 2
Loading ... Loading ...