Calabacín, maíz dulce y jamón

Receta de salteado de calabacín con maíz dulce y jamón, aromatizado con romero, tomillo y un buen aceite de oliva virgen extra. Elaboración paso a paso de un entrante o guarnición rico y fácil de hacer.

Calabacín, maíz dulce y jamón

Esta receta de Calabacín, maíz dulce y jamón la vais a disfrutar mucho tanto si la preparáis para servir como entrante como si la tomas como guarnición, no sólo de carnes y pescados, es también un complemento delicioso para un plato de arroz o para un plato de pasta.

La elaboración es muy sencilla y rápida, conviene no cocinar mucho el calabacín para que no quede blando, y hay que hacerlo a fuego fuerte para que se dore junto al maíz dulce y el jamón. Éste aportará mucho sabor al salteado de calabacín y maíz dulce, no será necesario añadir sal. Os animamos a degustarlo como primer plato acompañado de unas tostadas, seguro que os encantará.

Ingredientes (4 comensales)

  • 550 gramos de calabacín
  • 2 dientes de ajo
  • 175 gramos de jamón serrano en daditos
  • 180 gramos de maíz dulce (congelado o en lata)
  • 1 ramita de romero
  • 2 ramitas de tomillo
  • c/n de cinco pimientas molidas
  • c/n de aceite de oliva virgen extra
  • 4 c/s de parmesano rallado fino.

Elaboración

Lava bien el calabacín y corta los dos extremos, a continuación córtalo en daditos. Pela los dientes de ajo y pícalos finos. Si tienes el jamón en un taco, córtalo en daditos más pequeños que el calabacín, también puedes hacerlo con lonchas de jamón cortándolas en tiras.

Pon una sartén amplia a calentar con un buen chorro de aceite de oliva virgen extra y cuando esté caliente incorpora el ajo, dale un par de vueltas y añade el calabacín, el maíz dulce bien escurrido, el jamón, el romero y el tomillo. No añadas sal para que el calabacín no expulse agua y porque el jamón y el queso ya salarán suficiente el plato, aunque si al final te resulta soso, puedes añadir una pizca.

Calabacín, maíz dulce y jamón

Para que el calabacín no quede demasiado blando, mezcla cuando incorpores todos los ingredientes y después cocina a fuego fuerte sin mover unos minutos, hasta que se dore, entonces mueve y vuelve a dejar dorar hasta que esté a tu gusto. Añade la mezcla de pimientas recién molida.

Emplatado

Sirve el calabacín con jamón y maíz dulce en los platos, reparte el queso parmesano recién rallado bien fino y termina, si lo deseas, con un hilo de aceite de oliva virgen extra. ¡Buen provecho!

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (6 votos, media: 4,00 de 5)
4 5 6
Loading ... Loading ...