Gastronomía & Cía Opciones

La mejor salsa de queso de Heston Blumenthal. Vídeo

Hacer una salsa de queso es fácil, pero hay que tener en cuenta varios detalles para que el resultado sea el esperado, una salsa fluida, cremosa, fina, sin grumos y sin filamentos… Recordamos los consejos para hacer una salsa de queso y os dejamos con el vídeo de la mejor salsa de queso de Heston Blumenthal.

Salsa de queso

Hay muchas formas de hacer una salsa de queso para un plato de pasta, un puré de patatas, un buen bistec o entrecot de carne, para dipear… no es que sea una de las salsas más fáciles de hacer, o mejor dicho, es fácil que el resultado no sea el esperado si no se hace bien, pues el queso puede formar grumos o la grasa puede separarse de la proteína, entre otros problemas.

Lo mejor de una salsa de queso es que además de rica, sea uniforme, suave, cremosa, sin filamentos, sin grumos… y son varios los factores a tener en cuenta para conseguirlo, desde la elección del queso a la temperatura de elaboración de la salsa, os lo explicábamos en el post sobre cómo hacer salsa de queso, donde os proporcionamos sencillos consejos pero con los que conseguiréis la mejor salsa de queso.

Ayer veíamos el programa de Heston Blumenthal ‘Al estilo de Heston’ y versaba sobre el queso, nos pareció interesante para retomar el tema de las salsas de queso y recordar cómo hacerla o cómo evitar los problemas que a veces os habéis encontrado al elaborarla. Hemos encontrado el vídeo de la mejor salsa de queso de Heston Blumenthal y lo podéis ver a continuación.

Los ingredientes y elaboración de la salsa de queso al estilo de Heston os lo explicamos a continuación.

Ingredientes

  • 300 ml. de caldo de pollo (para hacerlo más sabroso reduce 500 ml. hasta los 300 ml.)
  • 300 ml. de vino blanco reducido a 30 ml.
  • 120 gramos de queso (parmesano, gruyere…)
  • 20 gramos de harina de maíz
  • 20 gramos de queso crema
  • mantequilla
  • aceite de trufa (opcional).

Elaboración

Poner en un cazo los 30 ml. de vino reducido y el caldo de pollo. Para aportar más sabor a la salsa se puede aprovechar la corteza del queso, se pone entera y después se retira.

El queso debe rallarse para que se funda fácil y homogéneamente, y se añade harina de maíz porque evita que el queso haga grumos.

Heston explica por qué es importante controlar la temperatura del caldo en el que se incorporará el queso, una temperatura elevada consigue separar la grasa de la proteína del queso.

Así pues, en primer lugar se pone al fuego el vino, el caldo y la corteza de queso. El queso rallado se mezcla con la harina de maíz.

Cuando el caldo está caliente (no hirviendo), se retira la corteza de queso y se añade el queso rallado con la harina de maíz, se mezcla un poco para que el queso se vaya fundiendo e integrando en el caldo, pero no hay que estar batiendo continuamente.

A continuación se añade el queso crema que la salsa resulte más sedosa, y si se desea, se añade el aceite de trufa que aportará su aroma y sabor.

Heston Blumenthal elabora esta salsa de queso para la coliflor, así seguro que nadie se queja de comer esta verdura. La salsa es fácil, ¿verdad?, esperamos que la pongáis en práctica y que la disfrutéis.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (4 votos, media: 5,00 de 5)
Loading ... Loading ...

Dejar un Comentario

  Acepto la Política de Privacidad

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS:

Responsable: Gastronomía & Cía
Finalidad: Gestión de suscripciones al blog y moderación de comentarios
Legitimación: Consentimiento del interesado
Destinatarios: No se comunicarán los datos a terceros, salvo por una obligación legal.
Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.
Información adicional: Puede consultar la información detallada sobre la protección de datos aquí.