Gastronomía & Cía Opciones
 

Pechuga de pollo con setas a la crema

Un plato que nos alimenta y nos hace disfrutar de los productos de temporada es esta Pechuga de pollo con setas a la crema, una receta fácil y rápida de hacer para el día a día, y además resulta ligera porque la salsa tiene muy poca grasa.

Pechuga de pollo con setas a la crema

El plato principal que hoy os proponemos es una delicia, además es muy fácil de hacer y económico, siempre que se haga con setas que estén bien de precio. También podemos decir que la Pechuga de pollo con setas a la crema es un plato nutritivo y ligero, dado que la crema se hace con leche evaporada, mucho menos grasa que la nata.

Cualquier día de la semana se puede preparar esta receta de pollo con setas, aunque se tenga poco tiempo para cocinar, pues como veréis a continuación su elaboración es sencilla y rápida. La pechuga de pollo se hace en unos minutos a la plancha, y las setas, tras saltearlas en aceite de oliva virgen extra, después se mojan con la leche evaporada y en poco tiempo se reduce y concentra los sabores. Os chuparéis los dedos.

Ingredientes (4 comensales)

  • ¼ de cebolla morada
  • 2 dientes de ajo
  • 300 gramos de setas variadas frescas
  • 1 ramita de romero fresco
  • 2 ramitas de tomillo fresco
  • 200 gramos de leche evaporada
  • una pizca de nuez moscada
  • pimienta negra recién molida
  • c/n de sal
  • c/n de aceite de oliva virgen extra
  • 4 pechugas de pollo pequeñas
  • aceite de trufa (opcional).

Elaboración

Pela y pica la cebolla en brunoise, pela y corta los ajos en láminas finas. Limpia las setas y las que sean grandes trocéalas.

Pon una sartén amplia a calentar con un poco de aceite de oliva virgen extra rehoga la cebolla y los ajos unos minutos y a continuación añade las setas, el tomillo y el romero. Continúa rehogando hasta que se doren muy ligeramente, entonces incorpora la leche evaporada, la nuez moscada recién rallada, la pimienta negra al gusto y sal.

Pechuga de pollo con setas a la crema

Deja que rompa a hervir y después baja el fuego, cocina hasta que la leche evaporada reduzca y obtengas una salsa cremosa y algo más densa.

Mientras tanto haz las pechugas de pollo en una sartén o en la parrilla, salpimentadas al gusto. Puedes hacerlas enteras y abrirlas para que tengan el mismo grosor por todas partes, de modo que la cocción sea más homogénea.

También se puede hacer con filetes de pollo no muy finos, si no se quiere comer una pechuga entera o si es muy grande.

Emplatado

Sirve la pechuga de pollo recién hecha y sobre ella vierte la salsa de setas. Para terminar, y de forma opcional, añade unas gotas de aceite de trufa. Acompaña con un buen pan para mojar. ¡Buen provecho!

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (10 votos, media: 3,10 de 5)
Loading ... Loading ...

Ya hay 1 comentarios. ¿Quieres dejar el tuyo?

  • Ana

    Justamente tengo una pechuga de pollo y no sabía cómo hacerla y me dieron una buena idea.Gracias. 🙂

Dejar un Comentario

  Acepto la Política de Privacidad

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS:

Responsable: Gastronomía & Cía
Finalidad: Gestión de suscripciones al blog y moderación de comentarios
Legitimación: Consentimiento del interesado
Destinatarios: No se comunicarán los datos a terceros, salvo por una obligación legal.
Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.
Información adicional: Puede consultar la información detallada sobre la protección de datos aquí.