La FAO pide un cambio en la forma de producir alimentos

El Director General de la FAO pide un cambio en la forma de producir alimentos y en la forma de pensar de gobiernos, inversores, productores y consumidores, como único modo de poder abordar los retos y problemas derivados del cambio climático.

Seguridad alimentaria y cambio climático

En el marco de la celebración del Día Mundial del Medio Ambiente 2015, el Director General de la FAO pide un cambio en la forma de producir alimentos, solicita que se creen conexiones positivas entre el medio ambiente, la agricultura y los alimentos. Considera que es necesario que consumidores, productores, gobiernos e inversores cambien su forma de pensar y proceder para poder enfrentarse al cambio climático y alimentar a la creciente población mundial.

Considera que es prioritario garantizar que todo el mundo tenga acceso a la alimentación y trabajar para que los sistemas alimentarios sean sostenibles, también aboga por la conservación de los recursos naturales necesarios para la vida humana y la salud de los suelos. Recordemos que este año se ha declarado Año Internacional del Suelo 2015 por la Asamblea General de la ONU, el objetivo es aumentar la concienciación y la comprensión de la importancia que tiene el suelo para la seguridad alimentaria y para las funciones esenciales de los ecosistemas.

Según la FAO, el incremento de la producción alimentaria para poder garantizar la alimentación de la población en el año 2050 es muy importante, recordemos que se estima un incremento poblacional de unos 2.300 millones de habitantes y la mayor parte se producirá en los países en vías de desarrollo. El Director General de la FAO apunta como causa principal del hambre el acceso a la comida, y aunque hay suficiente comida en el mundo, no es accesible para las personas más pobres que carecen de recursos para producir o comprar los alimentos que necesitan.

Este es un punto en el que la FAO hace hincapié, asegura que en los desafíos globales pasan por la necesidad de poner en práctica mejores formas de aprovechar los recursos limitados. Merece la pena recordar algunas cuestiones, como por ejemplo el enorme volumen de desperdicio alimentario que se genera en el mundo. En este caso se habla de la importancia de la forma en la que se gestionan los alimentos y que hay que saber consumir con cuidado. La sostenibilidad es vital y debe ser uno de los motores en la lucha contra el hambre y en el derecho a la comida de todas las personas. Son deseos que lamentablemente son muy difíciles de cumplir, política, intereses económicos y otras cuestiones son verdaderos obstáculos para lograr estos propósitos.

Por otro lado, la FAO habla de incrementar la producción de alimentos, pero esto es algo complicado sabiendo que el cambio climático va a transformar la agricultura mundial, merece la pena retomar la lectura de este post, en él hablamos de un estudio desarrollado por el IIASA (International Institute for Applied Systems Analysis) y según sus conclusiones, el cambio climático provocará cambios significativos que obligarán al desarrollo de una nueva configuración en la producción de alimentos a nivel mundial, por tanto, advierten que es necesario e imperioso realizar una planificación metódica, de lo contrario se corre el riesgo de no lograr una adaptación de los cultivos al nuevo escenario climático, lo que supondría una drástica reducción de la producción alimentaria.

Día Mundial del Medio Ambiente 2015,

Pero hay más, muchos estudios se han realizado sobre la influencia del cambio climático en la producción de alimentos, debido al incremento de las temperaturas se ha tratado la reducción del rendimiento de los cultivos, pero en estos estudios no se ha tenido en cuenta cómo afecta a los cultivos la contaminación medioambiental. Según el estudio realizado por la Universidad de Colorado y del Instituto Tecnológico de Massachusetts, existe una interacción entre producción de alimentos, cambio climático y contaminación ambiental, por lo que para abordar el tema de la seguridad alimentaria, no se puede tener sólo en cuenta el cambio climático, también es necesario tomar medidas contra la contaminación del medio ambiente, de todo ello hablábamos en este post.

La FAO estima que hasta un tercio de los alimentos que se producen se despilfarran o se pierden, que 222 millones de toneladas de alimentos se tiran cada año por los consumidores de los países industrializados, pero como ya hemos comentado, hay otras muchas cuestiones a tener en cuenta. Por ejemplo el agua, tan necesaria para la vida y para la producción de alimentos, muchas empresas alimentarias saben que el cambio climático va a provocar graves problemas de suministro de agua, sin embargo, no hacen nada para mejorar la gestión de este recurso, de ello hablábamos aquí.

Achim Steiner, director ejecutivo del Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente, explica que el siglo pasado ha sido testigo de una rápida transformación de nuestra relación con el mundo natural con un uso cada vez mayor de los recursos naturales que conducen a la degradación del medio ambiente. Por tanto, hay que preguntarse ¿cuáles son las consecuencias de este ritmo de consumo para el año 2050, qué tendrá que sostener la vida de unas 9.000 millones de habitantes?

La FAO hace especial hincapié en el cambio climático y en sus consecuencias, pero son muchas las cuestiones a abordar, ya hemos citado algunos ejemplos pero hay muchos más. La Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura proporciona muchos consejos, pero si no se produce un cambio profundo en la forma de pensar de consumidores, productores, gobiernos e inversores, de poco van a servir. Sólo cuando la situación sea realmente grave, quizá se produzca una reacción que permita dicho cambio. Podéis conocer más detalles sobre la conferencia realizada, a través de la página oficial de la FAO.

Foto 1 | James Almond
Foto 2 | CIAT

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, media: 5,00 de 5)
5 5 1
Loading ... Loading ...