Crema de calabaza, chirivía y salvia

Prepara esta ligera Crema de calabaza, chirivía y salvia para servir como entrante en los días fríos, es reconfortante, nutritiva y deliciosa, además es muy fácil de hacer. Para hacerla más completa puedes acompañarla con unos picatostes y unos daditos de jamón, un huevo poché o cocido, o un poco de queso, estará más rica si cabe.

Crema de calabaza, chirivía y salvia

Tenemos una nueva receta de crema de calabaza que queremos compartir con vosotros porque es muy fácil de hacer, es nutritiva, ligera y está deliciosa, si os gustan las verduras os encantará, y la podéis hacer cualquier día de la semana aunque no tengáis mucho tiempo, sea para comer o para cenar, pues se elabora en media hora aproximadamente, es una suave Crema de calabaza, chirivía y salvia.

Cada uno de los ingredientes de esta crema de verduras aporta su sabor de forma equilibrada, la chirivía se notará más que en otros platos en los que su incorporación es casi testimonial, pero es que en esta crema es uno de los ingredientes principales, aunque tenga menos cantidad que de calabaza, esto es porque el sabor de ésta es más delicado. Os dejamos con la receta de Crema de calabaza y chirivía con salvia y especias para que la probéis cuanto antes, os gustará repetir.

Ingredientes (4 comensales)

  • 350 gramos de chirivía limpia
  • 500 gramos de calabaza limpia
  • 1 cebolla morada pequeña
  • 1’5 c/p de salvia seca
  • 1 c/c de condimento de orégano e hinojo
  • 700-750 gramos de agua (también se puede hacer con caldo de verduras)
  • c/n de sal
  • c/n de aceite de oliva virgen extra
  • c/n de pipas de calabaza tostadas
  • unos granos de granada (opcional).

Elaboración

Una vez limpias de piel y semillas las chirivías y la calabaza, córtalas en daditos de tamaño similar, no es necesario que sean iguales, como un mirepoix no muy pequeño. Pela la cebolla y pícala de un tamaño cercano al de las verduras.

Pon una olla a calentar con un fondo de aceite de oliva virgen extra y rehoga las verduras añadiendo sal al gusto, teniendo en cuenta que todas son verduras dulzonas. Añade la salvia y la mezcla de especias, y continúa rehogando las verduras hasta que empiecen a estar tiernas.

Crema de calabaza, chirivía y salvia

Entonces añade el agua, que también puede ser caldo de verduras o de jamón para que sea más sabroso, y cuece unos 10 minutos más. Prueba por si es necesario rectificar de sal. Pasa las verduras al vaso de la batidora o al de la Thermomix para triturar y obtener una crema homogénea.

Puedes añadir un chorrito de aceite de oliva virgen extra para ligarla, también un poco de nata ayudará y aportará cremosidad, pero si no quieres añadir más grasas, la crema quedará rica igual.

Emplatado

Sirve la crema de chirivía y calabaza en platos hondos y reparte las pipas de calabaza, unos granos de granada y un hilo de aceite de oliva virgen extra. ¡Buen provecho!

Abreviaturas
c/s = Cuchara sopera
c/p = Cuchara de postre
c/c = Cuchara de café
c/n = Cantidad necesaria

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, media: 5,00 de 5)
5 5 1
Loading ... Loading ...