¿Adelgazar comiendo hamburguesas McDonald’s?

Una petición en Change.org pide que no se muestre en las escuelas de secundaría una película-documental realizada por John Cisna, cuyo mensaje es que no importa dónde se come, sino qué se come y qué cantidad. En la película se ve que el maestro realizó una dieta con la que pudo adelgazar comiendo únicamente hamburguesas y otros productos de McDonald’s, y realizando algo de ejercicio, asegura que además mejoró su estado de salud, toda una muestra de apología a la comida rápida.

Dieta a base de hamburguesas McDonald's

Un maestro de escuela llamado John Cisna adelgazó en 180 días unos 27 kilos comiendo únicamente hamburguesas y otros productos de McDonald’s tres veces al día, su acción fue grabada en un documental denominado ‘540 Meals: Choices Make the Difference’ (540 comidas: las opciones marcan la diferencia). La peculiar dieta no sobrepasó las 2.000 calorías diarias y el maestro estuvo realizando unos 45 minutos de ejercicio físico cuatro o cinco veces por semana durante todo el periodo.

Evidentemente, al limitar la ingesta calórica y realizar ejercicio físico para quemar la energía consumida se pierde peso, y da igual el tipo de comida con el que una persona se alimente, el problema es que el organismo no va a recibir todos los nutrientes necesarios que forman parte de una dieta sana y equilibrada, por otro lado, no es buena idea adelgazar comiendo hamburguesas McDonald’s exclusivamente como plato fuerte, a pesar de que en el documental se hable de los efectos positivos para la salud.

La peculiar dieta se llevó a cabo a principios del año pasado y parece ser que le ayudaron sus alumnos de la clase de ciencias en la configuración de los menús. Después de esta acción, John Cisna se convirtió en embajador de la cadena de comida rápida y ha estado visitando las escuelas del país para mostrar su documental y defender que las hamburguesas y las patatas fritas que ofrece McDonald’s pueden ser nutritivas y formar parte de una dieta para bajar de peso.

Dieta de la hamburguesa

Hasta el momento el maestro ya ha visitado más de 90 colegios y escuelas de secundaria de todo el país durante los últimos 12 meses, dada la temática del documental, claramente se puede decir que es la antítesis de la película-documental ‘Super Size Me’ protagonizada y producida por el cineasta independiente estadounidense Morgan Spurlock. En esta película el protagonista se alimentó durante 30 días exclusivamente con los preparados de McDonald’s, durante ese periodo engordó 11’1 kilos y paso a sufrir sobrepeso. La finalidad de esta película documental era mostrar a los espectadores los efectos que tenía seguir una dieta de este tipo para la salud física y psíquica.

Volviendo a la película documental 540 Meals: Choices Make the Difference, además de perder los 27 kilos, John Cisna explica que su colesterol se redujo y mejoró su presión arterial, con su experimento quiere transmitir el mensaje de que es importante tomar decisiones equilibradas y se muestra como la prueba viviente de que no importa dónde se come, sino qué y cuánta cantidad. Se puede decir que es una apología al fast food, y una verdadera tontería, no tiene ningún sentido querer demostrar que se puede adelgazar comiendo hamburguesas y otros productos de la franquicia si no superas la ingesta calórica que tu organismo quema, ¿a quién le interesa esa dieta?, ¿a quién le interesa echar a perder su salud y dejar de disfrutar de un montón de alimentos? En fin, a continuación podéis ver ‘540 comidas: las opciones marcan la diferencia’.

No es extraño que muchos padres se sientan indignados ante la exposición de John Cisna y que además se difunda la película en las escuelas estadounidenses (¿quién se encarga de permitirlo?), por ello se ha puesto en marcha una petición en la plataforma Change.org solicitando que se detenga la presentación de esta película-documental en las escuelas. La petición necesita 75.000 firmas y hasta el momento ya se han sumado a la campaña algo más de 69.000 personas, por lo que todavía faltan casi 6.000 firmas para enviar la petición al Presidente de McDonald’s y al CEO de la compañía Steve Easterbrook.

Merece la pena leer la exposición realizada por la autora de la petición en Change.org, explica que se enteró de que McDonald’s quería mostrar la película en todas las escuelas del país como un documental de carácter educativo, pero en realidad lo que pretende es ensalzar la comida rápida y convencer a niños y jóvenes, de que pueden comer con más frecuencia comida rápida siendo perfectamente una opción saludable, algo que por supuesto no es cierto.

Educar sobre nutrición es importante, pero esta película no educa sobre esta cuestión, basta con saber que se dice que no hay nada malo en comer comida rápida, que no hay que hacer caso de la información negativa que aparece en internet, o que la mayoría de las cadenas de comida rápida que ofrecen en otras cadenas es de baja calidad nutricional, claramente es un mensaje de promoción en favor de McDonald’s y del ensalzamiento del fast food. En la carta que se enviará a McDonald’s se explica que los padres deben poder estar tranquilos de que sus hijos vayan a la escuela y de que no van a ser sometidos a la publicidad agresiva de la comida rápida, por ello piden que cese inmediatamente este “programa educativo” y no muestren en ningún centro escolar más esta película-documental.

Según leemos en este artículo de USA Today, McDonald’s asegura que no proporciona ningún tipo de apoyo financiero a las escuelas a las que Cisna lleva el documental, también asegura que no va a poner fin a la acción, ya que la considera positiva. De todos modos hay que decir que 75.000 firmas son muy pocas teniendo en cuenta cuantos habitantes viven en Estados Unidos, por otro lado, sorprende que el Gobierno Federal haya permitido esta acción en las escuelas, sobre todo sabiendo que durante los últimos años se ha estado trabajando para promover la dieta saludable y equilibrada.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos, media: 5,00 de 5)
5 5 2
Loading ... Loading ...