Gastronomía & Cía Opciones

La seguridad alimentaria está amenazada por el cambio climático

‘El impacto de los desastres en la agricultura y la seguridad alimentaria’ es el título del informe que ha presentado la FAO con motivo de la inminente celebración de la Conferencia COP 21 de París, en este informe se trata cómo afecta a los países en vías de desarrollo el cambio climático y los desastres naturales que provoca, siendo una seria amenaza para la seguridad alimentaria de estos países.

Desastres naturales y producción alimentaria

Con motivo de la inminente Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático, que tendrá lugar en París y en la que estarán presentes delegaciones de cerca de 200 países para discutir un acuerdo internacional para limitar el calentamiento global y tratar otras cuestiones medioambientales, la FAO (Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura) ha dado a conocer un informe en el que se concluye que la seguridad alimentaria está amenazada por el cambio climático, especialmente en los países en vías de desarrollo.

Los desastres naturales relacionados con el clima, inundaciones, sequías, tormentas, huracanes, etc., han aumentado en frecuencia e intensidad durante los últimos 30 años, por lo que se han incrementado los daños a los sectores de la producción alimentaria, como la ganadería, la pesca, la silvicultura o la agricultura. En este estudio se ha analizado el periodo 2003-2013, se ha constatado que se ha duplicado el número de desastres naturales incluidos los eventos relacionados con el clima con respecto a la década de los 80, estos desastres han provocado un daño económico a los sectores antes descritos cifrado en 1’5 billones de dólares.

El estudio se ha centrado especialmente en cómo han afectado estos desastres relacionados con el clima en los países en vías de desarrollo, según los resultados, casi un 25% del impacto económico negativo recayó en la agricultura, la ganadería, la pesca y la silvicultura. Si se habla de sequía, el 80% de los daños y pérdidas económicas afectaron al sector de la agricultura y la ganadería. Si sumamos este problema a otros como la escasez de agua potable, el aumento de las plagas y enfermedades como consecuencia del cambio de las temperaturas globales, o la limitación de la capacidad para producir alimentos debido a que muchos cultivos básicos están en sus límites fisiológicos de crecimiento, será muy complicado satisfacer las necesidades alimentarias de la población en el año 2050, recordemos que se estima que alcanzará los 9.000 millones de habitantes.

El informe de la FAO se ha realizado en base a 78 evaluaciones realizadas después de desastres medioambientales sufridas en países en vías de desarrollo, se han tomado también los datos estadísticos de la pérdida de producción alimentaria, el cambio en el flujo comercial y el crecimiento del sector agrícola asociado a 140 desastres que han afectado al menos a 250.000 personas. Según los resultados, se concluye que los fenómenos meteorológicos extremos afectan de forma significativa a la agricultura e impiden poder llevar a cabo la erradicación del hambre, la pobreza y el desarrollo sostenible. La FAO advierte que si no se toman las medidas oportunas el problema se puede agravar, por ello recomienda realizar mayores inversiones para reducir los efectos provocados por el cambio climático, mejorar la productividad y la seguridad alimentaria.

Aunque en este informe se habla de los países en vías de desarrollo, hay que recordar que los países industrializados también están sufriendo las consecuencias del cambio climático en el contexto alimentario y además se añaden otros problemas. Merece la pena retomar la lectura de esta investigación realizada por la Universidad de Stanford (Estados Unidos) en la que se concluía que el cambio climático afectará al rendimiento de los cultivos en Europa. Los expertos calcularon un aumento de las temperaturas de 3’5 grados centígrados para el año 2040, algo que provocará la reducción en un 20% de la producción de cultivos como el trigo o la cebada. Pero hay investigaciones más interesantes que han añadido la contaminación ambiental como factor que afecta a la producción de alimentos, es el caso de la investigación de la Universidad de Colorado en la que se demostraba la interacción entre producción de alimentos, cambio climático y contaminación ambiental, algo de lo que hablábamos en este post.

Cambio climático y seguridad alimentaria

Volviendo al estudio, la FAO explica que se ha llegado a compromisos para alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible, y la adopción de medidas para la prevención y respuesta a las catástrofes naturales en el Marco de Sendai para la Reducción del Riesgo de Desastres 2015-2030, por otro lado se espera que se pueda llegar a un acuerdo en la Conferencia COP 21 de París para tomar las medidas oportunas para limitar a 2º C el calentamiento global. La organización considera que será muy importante medir los progresos que se realicen en el cumplimiento de los citados objetivos, para ello será necesario contar con información precisa y actualizada.

Una cosa a tener en cuenta, aunque se tomen ahora las medidas oportunas, el cambio climático transformará la agricultura a nivel mundial, produciéndose un cambio en el escenario de la producción de alimentos a nivel mundial, algo que ya apuntaba la FAO hace algo más de un año. En este sentido, es interesante retomar la lectura de este estudio realizado por el International Institute for Applied Systems Analysis, que tenía como finalidad responder a la pregunta ¿cómo transformará el cambio climático a la agricultura mundial?. Los expertos analizaron nueve escenarios climáticos posibles, 18 cultivos y 4 sistemas de manejo de cultivos, además se analizó la interacción entre la producción de alimentos, el consumo, los precios y el comercio. Los investigadores explicaban que el aumento de la temperatura, los cambios en la pluviosidad y el incremento de CO2 en la atmósfera son factores que tienen un efecto directo sobre el rendimiento alimentario, con su estudio lograron identificar las transformaciones y adaptaciones que posiblemente sean necesarias en los sistemas agrícolas del mundo independientemente de los acuerdos que se hayan alcanzado, ya que el cambio climático continuará aunque se minimicen en la medida de lo posible sus consecuencias.

El estudio de la FAO se ha centrado en los países en vía de desarrollo porque aunque hay suficiente comida en el mundo, no es accesible para las personas más pobres que carecen de recursos para producir o comprar los alimentos que necesitan. La Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura habla de inversiones en los países en vías de desarrollo como algo necesario para reducir el impacto de los desastres que limitan la disponibilidad alimentaria, responder a estos desastres y la posterior recuperación es necesario para mantener el motor de su economía, especialmente de aquellos que se enfrentan a desastres naturales con relativa frecuencia.

El trabajo titulado “El impacto de los desastres en la agricultura y la seguridad alimentaria” al que podéis acceder a través de este enlace (Pdf), es interesante y extenso, veremos si en la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático se tiene en cuenta.

Foto | CIAT
Foto 2 | James Almond

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, media: 5,00 de 5)
Loading ... Loading ...

Dejar un Comentario

  Acepto la Política de Privacidad

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS:

Responsable: Gastronomía & Cía
Finalidad: Gestión de suscripciones al blog y moderación de comentarios
Legitimación: Consentimiento del interesado
Destinatarios: No se comunicarán los datos a terceros, salvo por una obligación legal.
Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.
Información adicional: Puede consultar la información detallada sobre la protección de datos aquí.