Plato rallador para servir ajo con aceite

Si uno de vuestros aperitivos favoritos se componen de algo tan sencillo como un buen pan, un buen aceite de oliva virgen extra, y un buen ajo (aunque parezca mentira, los ajos también se deben seleccionar, pues hay cada ‘elemento’ en el mercado…), os encantará este plato para rallar ajo y servir con AOVE. En muchos hogares puede ser el accesorio ideal para los desayunos, ¿verdad? Pues tomad nota, que puede ser un buen regalo práctico y para sorprender.

Plato para mojar pan

Quizá no es un utensilio de cocina y mesa muy popular en nuestra geografía, pero lo cierto es que nos parece muy propio de nuestra gastronomía, pues lo que podéis ver en la foto que ilustra estas líneas es un plato que tiene dos funciones, una es la de rallar ajo y otra es la de servir un aderezo aromatizado con él, en el que se puede dippear, vamos, mojar pan. Lo de ‘dippear’ ya sabéis que es una americanada, pero lo de consumir ajo y aceite de oliva virgen extra, tanto juntos como por separado, es muy nuestro.

Por ello, nos parece que el plato rallador para servir ajo con aceite puede ser un buen regalo al que se le puede dar un buen uso en la mayoría de hogares, incluso en los de los más jóvenes que, quizá, no conocen la costumbre mediterránea de untar el pan con ajo y aderezarlo con un chorrito de aceite de oliva virgen extra (AOVE), entre otras cosas, porque cuando lo prueben les va a encantar y porque la degustación de AOVE’s sigue siendo una tendencia.

Claro, estas catas de aceite de oliva virgen extra suelen hacerse con oro líquido de calidad, y quizá haya quien piense que aromatizar un buen AOVE con ajo es arrebatarle parte de su esencia, pero personalmente pensamos que es otra forma de disfrutarlo. Sin una buena base, no se puede obtener un buen resultado, así que, si queremos disfrutar de un aceite aromatizado con ajo o con alguna hierba aromática, debemos partir de una buena materia prima, ¿no os parece?

Volviendo al plato para rallar y servir ajo y aceite, o aceite recién aromatizado con ajo, hoy os mostramos dos modelos que han llamado nuestra atención, pero en el mercado hay muchos más. Si realizáis una búsqueda en internet podréis ver cantidad de modelos de este tipo de platos, sobre todo si buscáis en inglés. Ahora bien, dependiendo del diseño del plato, en algunos casos más que rallar el ajo, lo que se puede hacer es frotarlo.

Ajo y aceite

Entre las características de este utensilio está que la base del plato es rugosa, lo que permite que se impregne bien del aroma y el sabor del ajo. Esto es lo primero que se debe hacer a la hora de preparar el ‘dip’ de ajo y AOVE. Una vez frotado o rallado el ajo, simplemente hay que añadir el aceite de oliva virgen extra y servir. Claro, también se pueden añadir algunas hierbas o especias aromáticas si se desea.

Hay que decir que el concepto de frotar el diente de ajo en el plato, seguramente lo conocéis la mayoría, pues a menudo se hace en las clásicas fondues, en las cazuelitas de provolone, en ensaladeras, etc. Lo bueno de estos platos es que, al tener protuberancias en la base, se consigue mayor impregnación de ajo, y en consecuencia, mayor intensidad de su sabor.

En la primera foto podéis ver el Garlic Grater and Oil Dipping Dish diseñado por Donna y Randal Rollins, está hecho a mano en Estados Unidos y es de gres, pudiendo ser introducido en el microondas y en el lavavajillas. El precio de este plato ronda los 16 euros. El de la segunda imagen lo hemos visto en Amazon, su precio es similar, aunque como podéis comprobar, su diseño es bastante diferente, pero igual nos gusta, ¿y a vosotros?

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos, media: 5,00 de 5)
5 5 2
Loading ... Loading ...