Lista de las Mejores Dietas para 2018

En Estados Unidos se ha dado a conocer la lista de las mejores dietas para 2018, se trata de una evaluación anual que realiza la revista estadounidense US News & Word Report y que clasifica un total de 40 dietas en base a la valoración que han realizado un conjunto de dietistas, nutricionistas y expertos en alimentación. Este año se han clasificado en primera posición (empate) la Dieta Mediterránea y la Dieta DASH.

Dieta Mediterránea

Como cada año, en Estados Unidos se ha publicado la lista de las mejores dietas para el nuevo año, un listado elaborado por distintos expertos de la salud, nutricionistas, médicos y otros profesionales de la salud, que llevan a cabo una revisión y evaluación metódica de distintas dietas que están enmarcadas en diferentes categorías, mejores dietas en general, dietas para perder peso, mejores dietas comerciales, para adelgazar rápidamente, para disfrutar de una alimentación saludable, etc.

Este ranking de dietas tiene el cometido de facilitar a los estadounidenses la elección de una dieta que se ajuste a su estilo de vida o a sus problemas de salud para alcanzar un objetivo. Los resultados de la revisión han permitido configurar un listado con las mejores dietas para 2018, son 40 dietas (2 más que el año pasado), pero nosotros sólo destacaremos las 10 primeras, aunque mostraremos el listado completo.

Clasificadas en primer lugar como las mejores dietas en general aparecen la Dieta Mediterránea y la Dieta DASH, se trata de la primera vez que la Dieta Mediterránea alcanza la primera posición. Los expertos que la han evaluado la consideran un plan de alimentación equilibrado que aumenta la longevidad y ayuda a prevenir diferentes enfermedades crónicas. Ayuda a reducir el peso corporal, favorece el buen estado de salud del corazón y del cerebro, y previene la aparición de diferentes tipos de cáncer. La puntuación otorgada es de 4’1 sobre 5 en el ranking general, 3’0 sobre 5 en la pérdida de peso y 4’8 sobre 5 en el carácter saludable.

La Dieta DASH (Dietary Approaches to Stop Hypertension) empata con la Dieta Mediterránea, se trata de una dieta que se recomienda a las personas que padecen hipertensión arterial, ya que facilita reducir la presión sanguínea sin necesidad de recurrir a los medicamentos. Esta dieta recibe una puntuación de 4’1 sobre 5 en el ranking general, 3’2 sobre 5 en la pérdida de peso, y 4’8 sobre 5 en su carácter saludable. Como podemos observar la diferencia entre ambas clasificaciones se encuentra en la pérdida de peso, siendo ligeramente inferior la puntuación en la Dieta Mediterránea.

En tercer lugar y escalando un puesto con respecto a la clasificación del año pasado, aparece la Dieta Flexitariana, dieta nutricionalmente calificada como completa, saludable e ideal para perder peso a largo plazo. Con este plan de alimentación la tasa de enfermedades cardíacas es más reducida, así como de enfermedades como la diabetes o el cáncer, permitiendo que la esperanza de vida se incremente en una media de 3’6 años. Esta dieta ha obtenido una puntuación de 4’0 sobre 5 a nivel general, un 3’3 sobre 5 en la pérdida de peso y se ha calificado con un 4’6 sobre 5 por su carácter saludable.

Dieta Volumétrica

En cuarta posición, ascendiendo tres posiciones frente a la clasificación del año pasado aparece la Dieta Weight Watchers, este plan de alimentación es calificado por los expertos como ideal para perder peso mientras se vive de forma más saludable. Esta dieta fue creada en 1963 con la finalidad de formar grupos de personas que se ayudaran entre sí para poder adelgazar, esta es la razón por la que se denomina de esta manera “dieta de los vigilantes del peso”. Se considera una dieta inteligente y eficaz, ayuda a las personas a comer mejor, a moverse más y cambiar su forma de pensar. Los expertos le han otorgado una puntuación de 3’9 sobre 5 en el ranking general, 3’7 sobre 5 en la pérdida de peso, y 4’5 sobre 5 en su carácter saludable.

En quinto lugar se han clasificado tres dietas, la Dieta Mind, la Dieta TLC y la Dieta Volumétrica. La primera pierde dos posiciones en relación al listado del año pasado, la Dieta MIND (mente) se considera ideal para prevenir el riesgo de sufrir la enfermedad de Alzheimer por consumir alimentos saludables para el cerebro. Los expertos comentan que se trata de una dieta híbrida que combina algunas características de la Dieta Mediterránea y de la Dieta DASH, pero centrándose específicamente en los alimentos que benefician al cerebro, de ahí su nombre. La dieta ha obtenido una puntuación de 3’8 sobre 5 en el ranking general, 2’8 sobre 5 en la pérdida de peso y un 4’5 sobre 5 en el carácter saludable.

La Dieta TLC (Therapeutic Lifestyle Changes) ha logrado escalar una posición frente a la clasificación del año pasado, se trata de un plan de alimentación que fue creado por los Institutos Nacionales de Salud que destaca por su carácter saludable y su seguridad. Es ideal para la salud cardiovascular, contribuye a reducir el nivel de colesterol en sangre sin necesidad de medicamentos, ayuda a contrarrestar el hígado graso y favorece la pérdida de peso. Esta dieta ha obtenido una puntuación de 3’8 sobre 5 en el índice general, 2’9 sobre 5 en la clasificación de la pérdida de peso, y 4’6 puntos sobre 5 en el carácter saludable.

Y la Dieta Volumétrica, que logra escalar cuatro posiciones con respecto a la clasificación de 2017, es un tipo de dieta centrada en la pérdida de peso (aunque no es la que ha obtenido más puntuación en esta clasificación) y está basada en la ingesta de alimentos que tienen una reducida densidad calórica. La idea es consumir estos alimentos bajos en calorías pero tienen un gran volumen, lo que ayuda a sentirse saciado y satisfecho mientras se baja de peso. Los expertos comentan que puede tener un efecto positivo en la salud del corazón y en la prevención de la diabetes, siendo una dieta de la que todas las personas se pueden beneficiar. Ha obtenido una calificación de 3’8 sobre 5 en el índice general, 3’5 sobre 5 en lo que respecta a pérdida de peso, y 4’5 sobre 5 en la consideración saludable.

Tras este trío de dietas (que ocupan la quinta, sexta y séptima posición a pesar del empate) pasamos a la Dieta de la Clínica Mayo que se clasifica en octava posición perdiendo tres posiciones respecto a la lista de 2017. Se trata de una dieta hipocalórica cuyo objetivo es la pérdida de peso (pero tampoco es la de mayor puntuación en este aspecto) y un estilo de vida más saludable, los expertos explican que con ella se calibran los hábitos alimenticios evitando los malos alimentos y reemplazándolos por los buenos que aparecen en la pirámide alimenticia de la Clínica Mayo, donde se enfatiza principalmente en alimentos como las frutas, las verduras y los granos enteros. Esta dieta ha obtenido 3’7 sobre 5 en la puntuación general, 3’1 sobre 5 en pérdida de peso, y 4’5 sobre 5 en el carácter saludable.

Dietas saludables

En novena posición se clasifica la Dieta Ornish, que asciende dos posiciones. Se considera una dieta con objetivos variables, pudiéndose adaptar para la pérdida de peso, para prevenir o reducir los efectos de la diabetes y las enfermedades cardíacas, para reducir el colesterol y la presión arterial, para prevenir el cáncer de mama y próstata, y para revertir el envejecimiento celular combatiendo los radicales libres. Los expertos comentan que está científicamente comprobado que te hace sentir mejor, vivir más tiempo, perder peso y ganar salud. Esta dieta ha obtenido una puntuación de 3’6 sobre 5 en el ranking general, 3’2 sobre 5 en la pérdida de peso y 4’2 sobre 5 en su carácter saludable.

Perdiendo dos posiciones con respecto a la clasificación del año pasado, aparece en décima posición la Dieta de la Fertilidad que, como indica su nombre, tiene el objetivo de aumentar la ovulación y facilitar la concepción. Los expertos afirman que los cambios en la dieta, el peso y la actividad diaria, pueden incrementar la ovulación y favorecer la concepción con más rapidez, comentan que es beneficiosa para los diabéticos, aporta una nutrición correcta y es fácil de seguir. Hay que decir que en la clasificación del año pasado se desprendía cierto escepticismo sobre su principal cometido, facilitar la concepción, y este año no se dice nada al respecto. Ha obtenido 3’5 sobre 5 en la clasificación general, 2’4 sobre 5 en la pérdida de peso y 4’2 sobre 5 en el carácter saludable.

A las 10 dietas nombradas más valoradas le siguen estas dietas: Dieta Vegetariana, Dieta Jenny Craig, Dieta Tradicional Asiática, Dieta antiinflamatoria del Dr. Weil, Dieta Flat Belly, Dieta Nutritiva (nueva inclusión), Dieta Spark Solution, Dieta Engine 2, Dieta Biggest Loser, Dieta Nutrisystem, Dieta Vegana, Dieta Eco-Atkins, Dieta Glycemic-Index, Dieta South Beach, Dieta Zone, Dieta Abs, Dieta Macrobiótica, Dieta Slim-Fast, Dieta HMR Program, Dieta Medifast, Dieta Acid Alkaline, Dieta Paleo, Dieta Raw Food, Dieta Supercharged Hormone, Dieta The Fast, Dieta Atkins, Dieta Body Reset, Dieta Whole30, Dieta Dukan y Dieta Keto (nueva inclusión).

Estas son las mejores dietas para 2018 según los expertos que las han evaluado, aunque como es habitual (y muy normal) existen discrepancias entre las valoraciones realizadas dependiendo del experto que realice el análisis, de hecho, no se sabe si algunas de las personas que han participado en esta evaluación tienen conflicto de intereses, lo que evidentemente influiría en la clasificación. Posiblemente muchos nutricionistas, dietistas y expertos en alimentación no coincidan con las valoraciones que se han realizado sobre cada dieta que podéis consultar aquí.

Si queréis un buen consejo, no hagáis caso de este tipo de clasificaciones bajo ningún concepto, no para perder peso, ni para regular el colesterol, ni para controlar la diabetes… Cada individuo tiene unas condiciones y necesidades que difícilmente coincidirán con las de otro, y que un médico sin formación especializada proporcione una fotocopia de una dieta con un nombre que no sea el del destinatario, nos parece que tiene que generar desconfianza. Los únicos consejos generales sobre la alimentación que sirven para todos, en el ámbito de la salud, y a menudo repercutiendo en la pérdida de peso, es que se consuma comida real y que se prescinda de los productos procesados insanos y de los ultraprocesados.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos, media: 5,00 de 5)
5 5 2
Loading ... Loading ...