Gastronomía & Cía Opciones
 

A Ferrero le molesta que se utilice la imagen de sus productos, sobre todo si se habla de azúcar o aceite de palma

Ayer recibimos la llamada de una agencia de comunicación que trabaja para Ferrero, es la segunda vez que nos llaman por un tema similar, el uso de imágenes de los productos de esta compañía. Parece que a Ferrero le molesta que se utilice la imagen de sus productos, sobre todo, si se habla de azúcar o de aceite de palma, pero es una referencia casi obligada si se citan ejemplos de productos con un alto contenido en azúcar o aceite de palma.

Composición de Nutella

En dos ocasiones, desde una agencia de comunicación que trabaja para Ferrero, nos han llamado para pedirnos explicaciones por el uso de fotografías en las que aparecen sus productos. Se puede citar como ejemplo la fotografía que aparece en este post titulado “Las compañías alimentarias presentan un etiquetado semáforo a conveniencia”, con ella se reprsentaba la diferencia de utilizar el etiquetado semáforo propuesto por grandes compañías alimentarias, donde la intención es mostrar el contenido de los principales valores nutricionales por colores y en base a las raciones recomendadas, en lugar de en base a 100 gramos de producto, como se hace en el etiquetado semáforo de la FSA (Agencia de Normas Alimentarias del Reino Unido).

La imagen de los resultados de aplicar cada tipo de etiquetado semáforo a la Nutella mostraba una gran diferencia, con la propuesta de la industria no aparecía ninguna señal en rojo, con la etiqueta de la FSA aparecían tres en rojo. Foodwatch realizó un análisis comparativo con varios productos y en todos los casos ocurría lo mismo, siendo evidente que la propuesta de las seis compañías promotoras del mencionado etiquetado (ahora cinco), tenía el cometido de mostrar un carácter más saludable en sus productos. Ferrero no es una de esas compañías promotoras del etiquetado, pero su famosa Nutella es un ejemplo utilizado por Foodwatch por ser un producto ultraprocesado muy consumido por niños y mayores, y por mostrar una evidencia aplastante de la diferencia entre el uso de uno u otro etiquetado.

Como decíamos al inicio, desde la agencia de comunicación de Ferrero han contactado con nosotros en dos ocasiones pidiéndonos explicaciones e intentando que se retiraran las imágenes con el argumento de que la empresa no tenía nada que ver con esta iniciativa puesta en marcha inicialmente por Coca-Cola, Mars, Mondelez, Nestlé, PepsiCo y Unilever y denunciada por Foodwatch. Esto es cierto, pero si se aprobase el etiquetado de la industria, se aplicaría en el mercado y podríamos realizar comparativas con cualquier producto. A Ferrero le molesta que se utilice la imagen de sus productos, pero es lo que tiene abusar del azúcar sin importar lo que implica para los consumidores de sus productos. Son miles de medios los que ilustran los artículos con sus productos como ejemplo del alto contenido en azúcares y grasas insanas, cosa que no ocurriría si lo que consideramos una “crema para untar de azúcar y manteca de palma” fuera reformulada para que realmente se tratara de lo que se anuncia, una crema para untar de avellanas y cacao.

Cierto es que a la hora de hablar de productos con alto contenido en azúcar o aceite de palma no es necesario utilizar únicamente como ejemplo a Nutella, uno de los productos icónicos de la compañía, se podrían utilizar también otros productos que comercializa y que contienen un elevado índice de azúcar. Accediendo a la página de Ferrero y consultando sus productos podemos comprobar que muchos de ellos y en base al análisis por 100 gramos, superan los 50 gramos de azúcar, Kinder Sorpresa, Kinder Joi, Kinder Chocolate, etc., y encima son productos destinados a los niños. Pero Nutella es el producto que más azúcar contiene y, además, su público también es mayor, hasta el punto de haber destronado a la Nocilla en España.

Crema de untar

Nos llama la atención el Código de Conducta Empresarial publicado por la compañía en su página, código que se basa en los principios de Ferrero, cumple con el código ético del grupo y define las prácticas de Ferrero en distintas áreas, excelencia en la calidad y seguridad de los productos, el compromiso con la protección de los derechos humanos, la protección del medio ambiente y sostenibilidad, la garantía de las condiciones del lugar de trabajo y la integridad comercial, pero ¿dónde queda el compromiso con la salud del consumidor? Quizá este sea un compromiso más difícil de asumir debido a las formulaciones de los productos. El abuso del azúcar es un grave problema para la salud, la OMS recomienda un consumo máximo de 25 gramos de azúcar por día para un adulto con un índice de masa corporal normal, sin embargo, esta cantidad se supera con creces, ya que el azúcar está presente en una gran parte de los productos que se pueden adquirir en un supermercado. Recordemos que el resultado de abusar de este ingrediente se puede traducir en distintos tipos de problemas de salud constatados científicamente.

Volviendo al requerimiento de la agencia para que retiráramos la foto de Nutella, en la primera ocasión en la que nos llamaron por teléfono, hablamos largo y tendido del tema, cada parte exponiendo sus argumentos, y no llegamos a consenso, y tampoco se retiró la fotografía. La segunda ocasión fue ayer y la conversación fue muy escueta porque se trataba del mismo tema y con los mismos argumentos, era un sinsentido hablar de lo mismo y la agencia no nos iba a convencer, sobre todo porque no se habla mal de la empresa ni del producto, sólo se cita como ejemplo y en base a la denuncia de Foodwatch sobre el etiquetado. Que podíamos haber utilizado otro ejemplo, es posible, pero nada mejor que utilizar la fotografía de un producto muy conocido y analizado para respaldar argumentos.

A diferencia de otras compañías que tratan de ocultar el contenido de azúcar de sus productos, diremos en favor de Ferrero que ha mantenido una política transparente y abierta mostrando los ingredientes y proporcionando a los consumidores información nutricional precisa y clara en las etiquetas. Pero saben que muchísimas personas no las leen, además, como ya hemos comentado en otras ocasiones, es difícil creer que a quien le gusta la Nutella y se prepare un sándwich, se limite a consumir una ración de 15 gramos, algo que supuestamente parece liberar de toda responsabilidad a la compañía.

En fin, tenemos la curiosidad de saber a cuántos medios de comunicación, la mencionada agencia de comunicación, ha pedido explicaciones y solicitado retirar una fotografía en la que aparezca la crema de untar, indagaremos.

Foto 1 | SinAzucar.org

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (5 votos, media: 5,00 de 5)
Loading ... Loading ...

Ya hay 3 comentarios. ¿Quieres dejar el tuyo?

  • santaklaus

    Por decirlo concisa y brevemente: a Ferrero le importan más los beneficios que la salud de los consumidores.

  • Monse

    Hola, como creo que ya comente en alguna ocasión, la «industria alimentaria» va a morir matando, es su marca de agua, no solo luchan por ocultar información sobre la composición, permisos, legislación (no digo Ferrero), sino que ademas, atacan a todo aquel que no este a favor de sus políticas. Ellos saben muy bien, como aclaráis en el articulo, que la gente no lee las etiquetas, y que los pocos que las lee, no las entiende y al final, los cuatro que las entienden ni protestan ni dicen esta boca es mía, con lo que el negocio es redondo, y claro, se les ve el plumero a kilometros, y encima quieren ir de víctimas. No se puede ser mas sinverguenza.

  • José

    Excelente información, correcta y equilibrada. Ánimo y adelante. Felicidades por este blog que leo asiduamente y al que estoy suscrito hace años. Enhorabuena!

Dejar un Comentario

  Acepto la Política de Privacidad

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS:

Responsable: Gastronomía & Cía
Finalidad: Gestión de suscripciones al blog y moderación de comentarios
Legitimación: Consentimiento del interesado
Destinatarios: No se comunicarán los datos a terceros, salvo por una obligación legal.
Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.
Información adicional: Puede consultar la información detallada sobre la protección de datos aquí.