Gastronomía & Cía Opciones
 

Los consumidores estadounidenses están dispuestos a probar la carne de laboratorio

Un estudio muestra que los consumidores estadounidenses están dispuestos a probar la carne de laboratorio, siempre que se les proporcionen mensajes positivos sobre los beneficios y características de esta carne, siendo la mejor estrategia para abordar la preocupación por la naturalidad. Los resultados muestran que hasta un 66% de los encuestados querían probar la denominada carne limpia y sostenible, algo que se asocia a la inclusión de descripciones positivas.

Utilizar mensajes para dar a conocer la carne de cultivo

Según los resultados de un estudio realizado por Faunalytics, organización sin ánimo de lucro que trabaja en la defensa de los derechos de los animales, la mayoría de los consumidores estadounidenses están dispuestos a probar la carne de laboratorio o carne limpia y sostenible, como la denominan algunas de las empresas que trabajan en su producción. Como ya hemos explicado en otras ocasiones, este tipo de carne se produce a partir de células animales y sin necesidad de sacrificar un animal, aunque de momento no está disponible comercialmente, son varias las empresas que trabajan para que en poco tiempo la carne de cultivo pueda adquirirse en las tiendas.

Este estudio tenía como cometido encontrar formas de describir la denominada carne limpia a fin de aumentar el grado de aceptación por parte de los consumidores, así como abordar las inquietudes sobre la naturalidad del producto. Los investigadores explican que saber más sobre los beneficios de la carne de cultivo y sus diferencias respecto a la carne convencional aumenta significativamente el grado de aceptación, al menos así se concluye en este estudio.

En esta investigación participaron 1.185 consumidores adultos que fueron divididos en cuatro grupos, a todos se les explicó qué es la carne limpia, cuáles son sus ventajas, qué desventajas ofrece la producción de carne convencional, etc. Cada uno de los grupos recibió un texto explicativo diferente para determinar cuál podría ser más efectivo para alentar la aceptación de la carne de cultivo, uno de los grupos actuó como grupo de control recibiendo un texto similar a los que se utilizan en la actualidad para hablar del producto.

Información para el consumidor sobre la carne limpia y sostenible

1-La carne limpia y sostenible se elabora mediante un proceso natural muy similar al modo en el que se elabora el yogur o la cerveza, métodos que se han utilizado en la fabricación de alimentos durante miles de años. El desarrollo de la carne limpia es similar al modo en el que los músculos crecen de forma natural en un animal, es un proceso de crecimiento celular que está presente en toda la vida natural. La carne limpia tiene muchos beneficios para la salud humana, los animales y el medio ambiente, pero lo mejor de todo es que es totalmente natural.

2-La producción de carne convencional de hoy en día está muy lejos de ser algo natural, ya que los animales reciben antibióticos con fines no terapéuticos y hormonas para que crezcan mucho más rápido y sean más grandes, algo que no sucedería en la naturaleza. Las condiciones insalubres de la producción de la carne convencional, aumentan el riesgo de contaminación por virus y bacterias, este tipo de carne puede contener aditivos, colorantes artificiales y conservantes, a esto hay que sumar que en ocasiones la carne es tratada con radiación. Por el contrario, la carne de cultivo evita todos esos problemas, proporciona muchos beneficios para la salud humana, los animales y el medio ambiente, y lo mejor de todo es que es sólo carne.

3-Se podría pensar que la carne limpia no es natural, pero la mayor parte de los alimentos de consumo, sea arroz, tomates, leche o carne, han sido manipulados para adaptarse a las necesidades de los consumidores, tamaño, calidad nutricional, sabor, etc., por lo que el tema de la naturalidad se podría cuestionar. La carne de cultivo sigue la misma línea de trabajo y persigue los mismos objetivos que los alimentos antes mencionados, siendo un claro ejemplo del trabajo de los seres humanos para mejorar la alimentación, en beneficio de los animales, el medioambiente y la salud humana.

4-(Texto de control). Hay muchas razones para comer carne limpia, por ejemplo, se requiere mucha menos agua en la producción, influye mucho menos en el cambio climático que la carne producida de forma convencional, no se requiere sacrificar animales, se puede alimentar a muchas más personas utilizando menos recursos, tiene un mejor contenido nutricional que la carne producida convencionalmente. En resumen, la carne limpia tiene muchos beneficios para la salud humana, los animales y el medio ambiente, pero lo mejor de todo, es que es deliciosa carne de verdad.

Los resultados muestran que el 66% de los consumidores estaría dispuesto a probar la carne de cultivo, hay que tener en cuenta que sólo el 25% de los encuestados había oído hablar de la carne de cultivo, de laboratorio, in vitro, etc. Un 53% de los encuestados manifestaron que estarían dispuestos a sustituir la carne convencional por la carne limpia y sostenible, un 46% indicaron que la comprarían de forma regular, y un 40% aseguraron que pagarían un poco más por este tipo de carne por todos los beneficios a los que se asocia. Estos resultados, según Faunalytics, son más elevados en cuanto al grado de aceptación que los obtenidos en encuestas anteriores, pero se reconoce que en ello tienen mucho que ver los mensajes positivos sobre la carne de laboratorio.

La industria de la carne de laboratorio introducirá pronto esta carne en el mercado

Este estudio puede estar sesgado, han basado sus respuestas en lo que han leído, pero no han podido realizar preguntas acerca de este tipo de carne que tienen profundas implicaciones éticas y ambientales. Aunque algunos consideren que la carne es carne, sea de granja o de laboratorio, siendo la única diferencia el método de producción, los consumidores no lo tienen tan claro, así se reflejaba en una encuesta realizada a principios de año por Consumer Reports, donde los participantes indicaban que querían un etiquetado que distinguiera claramente la carne de laboratorio de la carne convencional para poder tomar decisiones de compra informadas.

Los resultados de la encuesta muestran que en lo que respecta al impacto de los cuatro mensajes antes referenciados, la estrategia más efectiva parece que es la de concienciar a los consumidores sobre los aspectos menos amigables de la producción convencional de carne, ya que no hay nada de natural en el sacrificio animal a escala industrial. Lo cierto es que este enfoque es una postura muy agresiva contra los productores de carne convencional, recordemos que actualmente la Asociación de Ganaderos de Estados Unidos (USCA) no quiere que la carne de cultivo se pueda denominar ‘carne’, porque no la consideran natural, por lo que esta postura no hará más que aumentar la tensión y el enfrentamiento.

Faunalytics comenta que el intento de argumentar que la carne limpia es natural o que la naturalidad es poco importante a través de los mencionados mensajes, no resultó eficaz, siendo argumentos que no se deberían utilizar. Se recomienda estudiar cuidadosamente cómo se describe el producto, si se trata de superar directamente la percepción de falta de naturalidad como la opción más efectiva antes de seguir adelante, ya que un error podría ser contraproducente para esta industria que todavía no ha iniciado la producción de carne de cultivo.

Por otro lado, las altas tasas globales de aceptación de la carne limpia observadas en este estudio sugieren otra potencial estrategia, la de proporcionar a los consumidores mensajes educativos y positivos sobre los beneficios y las características de la carne limpia, siendo un modo de reducir el énfasis en la naturalidad antes de que se convierta en el foco de la conversación y discusión, lo que busca desde hace tiempo el sector de la ganadería convencional. Podéis conocer todos los detalles de la investigación realizada por Faunalytics, a través de este documento (Pdf).

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (3 votos, media: 3,67 de 5)
Loading ... Loading ...

Ya hay 1 comentarios. ¿Quieres dejar el tuyo?

  • Monserrate Soto Carrillo

    Carne quimica? no gracias, y de la otra menos. Llevo muchos años sin comer carne de ningun tipo y no siento ningun sintoma ni achaque o consecuencia de mi decision, todo lo contrario, estoy muy feliz de saber que no ha tenido que morir o ser asesinado o matado ningun animal, ningun congenere para que yo siga vivo y aqui estoy para demostrar lo que digo. A estas alturas de la «evolucion», el consumo de carne, animales muertos, nos retrata a la perfeccion del retraso cognitivo en el que nos encontramos. Saludos.

Dejar un Comentario

  Acepto la Política de Privacidad

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS:

Responsable: Gastronomía & Cía
Finalidad: Gestión de suscripciones al blog y moderación de comentarios
Legitimación: Consentimiento del interesado
Destinatarios: No se comunicarán los datos a terceros, salvo por una obligación legal.
Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.
Información adicional: Puede consultar la información detallada sobre la protección de datos aquí.