Cómo hacer un Bloody Mary sin alcohol, un buen cóctel para tomar después de una celebración

¿Quieres saber cómo hacer un Bloody Mary sin alcohol? Es un buen cóctel para tomar después de una celebración, también es una buenísima opción para tomar como aperitivo, es nutritivo, ligero y está muy sabroso.

Cómo hacer un Bloody Mary sin alcohol

El Bloody Mary es un cóctel de origen francés pero es conocido y consumido a nivel internacional, seguro que lo conocéis por su fama de ser un cóctel ideal contra la resaca, aunque quizá nunca lo habéis preparado, si es el caso, a continuación os explicamos cómo hacer un Bloody Mary sin alcohol, un buen cóctel para tomar después de una celebración o como aperitivo para cualquier ocasión.

Sabréis que el Bloody Mary es un cóctel que normalmente lleva alcohol, concretamente vodka, y que el ingrediente principal es el zumo de tomate, al que se le añaden especias y salsa, como la pimienta, la salsa Perrins, el tabasco, y también zumo de limón y una pizca de sal. Pero no siempre se quiere tomar alcohol, también hay quien no toma alcohol nunca, así que la misma receta del Bloody Mary tradicional se puede hacer sin añadir vodka, está delicioso.

Y no sólo eso, quitar el alcohol al Bloody Mary puede ser un sacrilegio para algunos, pero gracias a ello se convierte en un cóctel que además de rico, es nutritivo y saludable. Elegid como base un buen zumo de tomate, que no tenga azúcares añadidos, y disfrutad de este cóctel sin alcohol cuando os apetezca, tomad nota de la receta.

Ingredientes (4 personas)

  • 600 ml. de zumo de tomate
  • 4 c/p de zumo de limón
  • 8 golpes de salsa Perrin’s
  • 12 gotas de Tabasco
  • una pizca de sal
  • una pizca de pimienta negra (o 5 pimientas) recién molida
  • una pizca de sal de apio (o semillas de apio molidas)
  • c/n de hielo
  • 4 ramitas de apio.

Elaboración

Si dispones de un vaso mezclador para cócteles será ideal para preparar el Bloody Mary, en caso contrario puedes utilizar cualquier tarro de cristal con tapa hermética o un vaso alto que puedas en el que puedas agitar cómodamente.

Puedes preparar una o varias copas a la vez, según las condiciones, si vas a elaborar sólo un Bloody Mary, reduce proporcionalmente todos los ingredientes indicados para cuatro personas.

Cómo hacer un Bloody Mary sin alcohol

Pon en el vaso mezclador el zumo de tomate, añade el zumo de limón recién exprimido (preferiblemente), la salsa Perrin’s o salsa inglesa, el Tabasco, la sal, la pimienta negra recién molida y la sal de apio.

Agita enérgicamente para que todos los ingredientes se mezclen bien y vierte la bebida en un vaso o copa al gusto.

Acabado y presentación

Para terminar, añade hielo abundante para que enfríe bien el cóctel de tomate sin alcohol, remueve unos segundos y coloca un bastón de apio fresco. Sirve enseguida y ¡buen provecho!

Abreviaturas
c/s = Cuchara sopera
c/p = Cuchara de postre
c/c = Cuchara de café
c/n = Cantidad necesaria

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos, media: 4,50 de 5)
4.5 5 2
Loading ... Loading ...