Solein, una nueva proteína alimenticia elaborada a partir de agua, dióxido de carbono y electricidad

La empresa finlandesa Solar Foods ha presentado una nueva proteína alimenticia elaborada a partir de agua, dióxido de carbono y electricidad, se trata de Solein, una proteína que se asemeja a la harina de trigo y que resulta muy versátil, pudiendo utilizarse en todo tipo de productos alimenticios y adaptarse a diferentes dietas.

Nuevas proteínas alimentarias

En los últimos años hemos conocido nuevas propuestas que tienen el cometido de garantizar la seguridad alimentaria del futuro, proteínas obtenidas a partir de los insectos, carne y pescado de cultivo celular, alimentos vegetales que imitan las características organolépticas de la carne, incluso se ha hablado de que en un futuro, se podrían elaborar proteínas de insectos a partir del cultivo celular.

Hoy conocemos un nuevo producto de la empresa finlandesa Solar Foods, que se presenta como una revolucionaria fuente de proteínas naturales para la industria alimentaria, se trata de Solein, una nueva proteína alimenticia elaborada a partir de agua, dióxido de carbono y electricidad. La empresa asegura que se trata de una proteína unicelular, adecuada para elaborar todo tipo de productos e ideal para todo tipo de dietas, y que se puede producir sin las limitaciones agrícolas, no hacen falta tierras de cultivo, riego, productos fitosanitarios y tampoco le afecta el tipo de clima.

Solar Foods cree que la producción de proteínas no debe estar limitada por los recursos naturales, y tampoco debe ser una carga para el medioambiente, Solein se produce a partir del bioprocesamiento, proceso en el que se utilizan microorganismos o macromoléculas biológicas para producir reacciones enzimáticas o fabricar productos, aunque en este caso se utiliza el agua, el CO2 y la electricidad. Según sus desarrolladores, el proceso de fermentación de la proteína es totalmente natural y el resultado es un producto cuyas características visuales y organolépticas son similares a la harina de trigo.

Parece ser que el concepto de la proteína se concibió en un programa espacial de la NASA, pero posteriormente se desarrolló en mayor medida en los proyectos de investigación del Centro de Investigación Técnica de Finlandia y la Universidad Tecnológica de Lappeenranta. En 2018 el ESA Business Incubation Center de Finlandia, centro de desarrollo de ideas de transferencia de tecnología, que tiene el cometido de transformarlas en proyectos reales y negocios viables, que pertenece a la Agencia Espacial Europea (ESA), solicitó a Solar Foods (empresa creada en 2017) que presentara una propuesta para la producción de alimentos en condiciones espaciales, es decir, el desarrollo de un sistema para producir proteínas naturales con las que se podrían alimentar los astronautas en los vuelos espaciales a Marte.

Elaboración de Solein

Ahora conocemos el resultado del trabajo de esta empresa, una proteína cuya producción es ilimitada y capaz de garantizar la seguridad alimentaria mundial, sin el temor del cambio climático y el agotamiento de recursos naturales. A diferencia de otros productos alimenticios, en vez de generar emisiones de CO2, lo que hace el proceso es capturar el dióxido de carbono y utilizar electricidad de fuentes renovables en toda la cadena de producción, lo que muestra su enorme carácter sostenible y medioambiental. Como decíamos, el producto final tiene mucha similitud con la harina de trigo, pero con un contenido del 50% de proteínas, entre un 5% y un 10% de grasas y entre un 20% y un 25% de carbohidratos.

Sobre el agua que se utiliza para su producción, hay que decir que basta una sola gota para poder producir un kilo de Solein, recordemos que se calcula que se necesitan unos 15.000 litros de agua para producir un kilo de carne de vacuno, 2.500 litros de agua para producir un kilo de arroz, etc., y lo mismo ocurre con la tierra utilizada, la eficiencia del sistema de producción de Solein es 10 veces mayor que el de la soja, tal y como presenta la nueva proteína la empresa, se puede considerar que se trata de uno de los alimentos más eficientes que se han desarrollado hasta el momento.

Como ya hemos comentado, la proteína Solein se puede utilizar en una gran variedad de productos alimenticios que se pueden adaptar perfectamente a las preferencias de los consumidores. Se adapta a todo tipo de comidas y dietas, y puede contribuir al desarrollo de los nuevos alimentos del mañana, por lo que se convierte en una plataforma ecológica donde investigar y desarrollar una gran variedad de nuevos alimentos. Los creadores de la proteína comentan que se resuelve la necesidad de una nueva diversidad alimentaria, ya que de las 10.000 especies de platas conocidas, sólo se utilizan unas 200, y de ellas sólo tres aportan el 60% de las calorías y proteínas de origen vegetal con las que se abastece a la humanidad (trigo, arroz y maíz).

Sin duda, es toda una innovación que puede cambiar el futuro de la alimentación. Podéis conocer más detalles de la proteína Solein, de sus desarrolladores y otra información de interés a través de la página oficial de Solar Foods.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (6 votos, media: 3,17 de 5)
3.17 5 6
Loading ... Loading ...